Opel Mokka-e 2021: el próximo coche eléctrico de la marca… y no será el único

El nuevo SUV Opel Mokka se reinventa, será el siguiente modelo de Opel en “ponerse las pilas" y estrenar versión eléctrica, ya sobre base común con otros modelos de PSA, aunque contará también con una gama de motores gasolina y diésel.

Raúl Roncero – Fotos: C. Schulte y MPIB

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único
Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único

Opel va completamente enchufada para electrificarse de cara a 2024, año que en el que promete que todos sus coches contarán con algún tipo de electrificación, ya sea mediante sistemas híbridos enchufables o con modelos “a pilas", completamente eléctricos. Pero primero hay que seguir un libro de ruta, lanzar los primeros modelos para los que se han adaptado las fábricas y asegurarse proveedores y producción de baterías, motores y otros componentes eléctricos.

Para 2021 llegará la primera oleada de novedades. Y no, no todos serán turismos, también los comerciales y derivados de pasajeros, como Combo y Combo Life, Vivaro así como el gran monovolumen Zafira Life se pondrán las pilas.

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único

De momento es el turno del Opel Corsa eléctrico, pronto será el del Grandland X Hybrid para el año que viene, y dos coches más de mucho volumen, como son el Opel Mokka y Astra. Pero antes, toca armar filas.

PSA en general y Opel en particular van afianzando sus fábricas y, sobre todo, la producción de baterías con futura tecnología del especialista Saft, filial de Total, cuyas nuevas celdas llegarán a la marca en unos tres años procedentes de dos centros de producción, uno ubicada en Francia y otro en Alemania. Entra ambas producirán 48 GWh al año, suficiente para cubrir la producción de coches eléctricos hoy estimada por PSA para 2024; un millón de coches para los que se estima una capacidad media de batería de 48 kWh.

Entretanto, es CALT (Contemporary Amperex Technology Co. Limited) quien proporciona las celdas que PSA ensambla en sus propias fábricas, alimentando de momento motores eléctricos procedentes de Continental en el caso de los eléctricos puros, aunque en un futuro PSA dejará de utilizar motores de proveedores externos para empelar los Nidec Japoneses que PSA fabricaría en la planta de Tremey tras la creación de una Joint Venture. Control de producción es sinónimo de control de rentabilidad, y por ello también se ha creado una empresa conjunta con Punch Powertrain para producir las transmisiones.

Opel Mokka 2021: Pierde tamaño, gana competitividad y una versión eléctrica

Pese a estar rodeado del Opel Crossland X y Grandland X, el Mokka no renuncia a reinventarse. Y lo hará redimensionándose, disminuyendo su tamaño para competir de lleno en la categoría de los SUV-B y pasará a medir, como poco, 15 cm menos que antes. Abandona también sus cuarteles generales para compartir línea de producción con el DS3 Crossback, entre otros, en Poissy, Francia.

Y es que, el Opel Mokka también abandona su arquitectura procedente de la anterior etapa para pasar a compartir la nueva plataforma CMP de PSA, común al Peugeot 208 y 2008, nuevo Opel Corsa o el citado DS3 Crossback. Esto también supone, por tanto, compartir motores de combustión con ellos y descartar tanto los suyos propios como la familia de motores de gasolina que actualmente está empleando el Opel Astra en vigor, de origen cien por cien Opel pese a que las arquitecturas empleadas, cilindrada y tecnología sean muy semejantes.

Estéticamente, el nuevo Opel Mokka se caracterizará, principalmente, por un rompedor frontal en el que los grupos ópticos y la calandra aportan horizontalidad al coche, y aunque el cuerpo mantendrá líneas conservadoras de la casa, la zaga también jugará con el diseño y efectos de sus grupos ópticos para sugerir una vista dinámica y cercana al suelo. El interior, cómo no, también se digitaliza recibiendo las últimas innovaciones en esta materia, y aunque el Mokka también contará con el cuadro de relojes digital del nuevo Opel Corsa, seguirá apostando por un diseño clásico y calidades diferenciadoras dentro de su categoría.

Peugeot e-2008 y DS 3 Crossback E-Tense serán los donantes no sólo de la arquitectura, también de todo el sistema de propulsión del Opel Mokka-e, común también por tanto el recién lanzado Corsa-e. Contará por tanto con baterías de 50 kW compuestas por 18 módulos y 216 celdas que proporcionarán una autonomía de alrededor de 320 km, mientras que el motor será, de momento Continental, como ya hemos dicho, de imanes permanentes y con 100 kW de potencia, 136 CV. Si bien, baterías y rendimiento se podrán administrar a través de los diferentes modos de conducción con los que contará el nuevo Opel Mokka-e, mediante los cuales, se modificará no sólo la forma en la que entrega la potencia, sino también los caballos y el par disponibles según el modo seleccionado.

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único

El Opel Mokka-e contará con diferentes posibilidades de carga, ofreciendo cargadores internos de 7 kW o 11 kW, pudiendo ser cargado en una toma doméstica, en Walbox de corriente alterna, trifásica o tomas rápidas en corriente continua, en este caso, con potencias de carga de hasta 100 kW, requiriendo sólo 30 minutos para recargar él 80% de las baterías. El Opel Mokka 2021 debería entrar en producción, versión eléctrica incluida, a partir de otoño de este mismo año para ponerse a la venta durante el primer trimestre de 2021.

En cuanto a los motores de combustión, la gama se basará en dos bloques principales, uno por cada tipo de combustible, para dar lugar a cinco posibles variantes. Tres saldrán del 1.2 PureTech de gasolina, con niveles de potencia de 100, 130 y 155 CV, éste último siempre ligado al cambio automático, mientras que el 1.5D dará lugar a versiones de 100 y 136 CV.

Opel Astra 2021: Nueva plataforma y versión híbrida Plg-in

Vaya como ha mantenido el tipo el Opel Astra conservando su ADN. Aunque eso sí, el Astra vuelve “a casa", a la planta alemana de Rüsselsheim donde compartirá línea de producción con el Opel Insignia. El Opel Astra abandona, por tanto, su actual plataforma para pasar a usar la arquitectura EMP2 del grupo PSA, de gran flexibilidad industrial. Permitirá que el Astra se pueda fabricar de manera más rentable, también que sea más ligero, que ofrezca mayor practicidad interior… Y también que pueda electrificarse, en este caso, mediante sistemas híbridos enchufables.

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… Y no será el único

Opel Mokka-e 2021, el próximo eléctrico de la marca… y no será el único

La combinación será semejante a la del Opel Grandland X Hybrid, en su versión “bimotor" y no la que emplea otro eléctrico en el eje posterior de las versiones 4x4 usan también este grupo propulsor, como el Gandland X Hybrid4 de 300 CV. Por tanto, la potencia combinada del motor 1.6 PureTech junto con una unidad eléctrica de 80 kW proporcionará un rendimiento conjunto de 224 CV, aunque se esperan también versiones de menor potencia. Las baterías de iones de litio contarán con una capacidad de 13,2 kWh y permitirán que el Opel Astra-e pueda recorrer alrededor de 60 km en modo totalmente eléctrico.

Para las versiones de combustión, Opel unificará ya la tecnología de PSA tanto en gasolina como en Diésel, siendo los propulsores 1.5 y 2.0d los protagonistas, mientras que en gasolina los 1.2 PureTech de 3 cilindros y el 1.6 Puretech de 4 cilindros configurarían una gama de entre 100 y 180 CV.

Los Opel Ascona y Manta cumplen 50 años: historia, fotos y datos

Relacionado

Los Opel Ascona y Manta cumplen 50 años: historia, fotos y datos

VW Golf 2.0 TDi/150 frente a 1.5 eTSi/150: gasolina o diésel, ¿qué Golf 8 interesa más?

Relacionado

VW Golf 2.0 TDi/150 frente a 1.5 eTSi/150: gasolina o diésel, ¿qué Golf 8 interesa más?

Los mejores vídeos