¿Y si se gravasen los beneficios del automóvil igual que los de la banca o eléctricas?

Imponer impuestos extraordinarios a las ganancias sería "contraproducente", ha manifestado el presidente ejecutivo de Stellantis, Carlos Tavares, tras anunciar ganancias récord para su grupo en el primer semestre del año.

Redacción Autopista.es

Uno de los grandes nombres propios en la industria del automóvil, el CEO de Stellantis, Carlos Tavares
Uno de los grandes nombres propios en la industria del automóvil, el CEO de Stellantis, Carlos Tavares

“Cualquier cosa que pueda desincentivar la creación de valor en el país, por sobresaltos o decisiones consideradas injustas en relación al esfuerzo de nuestros trabajadores sería contraproducente”, ha manifestado el presidente de Stellantis, Carlos Tavares, en una mesa redonda con periodistas tras el anuncio de los 8.000 millones. Es verdad que la afirmación de Tavares en ningún caso se refería directamente a lo anunciado y aprobado por parte del Estado Español sobre una tasa directa sobre los impuestos de compañías eléctricas y banca, sino que expresaba su opinión frente a la iniciativa de los parlamentarios franceses de izquierda –grupo mayoritario- que han propuesto crear un impuesto para las empresas que hayan obtenido grandes beneficios gracias a la inflación

 “Contribuimos a la riqueza creada en Francia”, ha afirmado Tavares, destacando y ensalzando los impuestos pagados por su empresa y su contribución a la balanza comercial del país. En cuanto a su salario de 19 millones de euros recibido en 2021 y que el propio presidente de la República, Emmanuel Macron había calificado de "escandaloso", Tavares destacó que era "variable en un 90 %. Cuando mi salario se considera demasiado alto, la empresa va muy bien y yo prefiero aguantar las críticas. Siempre en Francia existe este problema con el dinero”. 

Recordemos que Stellantis ha registrado un beneficio neto de 8.000 millones de euros en el primer semestre y uno de los puntos que se destacaban en la presentación de resultados era el incremento de precio medio por unidad vendida, y eso dentro de un entorno de mercado continental en desaceleración y todavía muy afectado y condicionado por la escasez de chips electrónicos que siguen propiciando que la demanda supere a la oferta, lo que se traduce en precios más altos y vehículos más exclusivos y lujosos. "Tenemos una cartera de pedidos extremadamente grande en este momento, tres veces mayor que nos sucedía en momentos pre-Covid. La aceptación de precios es muy buena", terminaba afirmando Carlos Tavares.
 

Archivado en:

Los fabricantes obtienen beneficios récord en un año marcado por la caída de las ventas, los microchips...

Relacionado

Crisis de microchips, malas ventas… y los fabricantes de coches, ¡con beneficios récord en 2021!

Carlos Tavares, CEO del Grupo Stellantis

Relacionado

8.000 millones gana Stellantis en el primer semestre: análisis de su presidente, Carlos Tavares

Nuestros destacados