Este habitual defecto en los coches supondrá el rechazo de la ITV desde la semana que viene

Si tienes que pasar la ITV en los próximos meses, esto te interesa. Las ITV estrenan cambios con la llegada del mes de junio y, más que nunca, deberás vigilar que tus retrovisores estén en buen estado.

Este habitual defecto en los coches supondrá el rechazo de la ITV desde la semana que viene.
Este habitual defecto en los coches supondrá el rechazo de la ITV desde la semana que viene.

Te lo anticipamos ya ayer: las ITV estrenan nuevas e importantes regulaciones a partir de la semana que viene, justo con la entrada del nuevo mes de junio. Será entonces, desde el mismo día 1, martes, cuando entrará en vigor el nuevo Manual de Procedimiento de ITV, en su renovada versión 7.5.0. Y lo hace a través de un nuevo texto normativo que incorpora diversos cambios reglamentarios.

Entre las principales novedades que introducirán las ITV figuran, por ejemplo, el defecto de funcionamiento del ABS cuando no es obligatorio, que ahora pasa a ser defecto leve en lugar de grave; o la posibilidad de que las estaciones comprueben ya, mediante el Registro General de Vehículos de la DGT, los datos del permiso de circulación si no se han presentado durante la inspección.

Sin embargo, quizá la novedad que más afectará a los conductores y que más modificación incluye tiene que ver, desde la semana que viene, con los espejos retrovisores. Y es que el posible desprendimiento de uno de estos elementos indispensables de visibilidad y, por tanto, de seguridad, pasa a considerarse desde junio un defecto grave en las inspecciones.

El desprendimiento de un espejo retrovisor pasa a ser defecto grave en la ITV
El desprendimiento de un espejo retrovisor pasa a ser defecto grave en la ITV.

Esta modificación es especialmente relevante si tenemos en cuenta que los defectos que son considerados graves generan ya un rechazo en las inspecciones de la ITV, inhabilitando al vehículo para circular por las vías públicas salvo que se traslade al taller. Cabe recordar además que esta consideración implica también que el vehículo debe regresar posteriormente a la estación de ITV para someterse a una nueva inspección en un plazo nunca superior a los dos meses desde el rechazo inicial.

Así que a partir de ahora conviene que todo el que vaya a pasar la ITV con su vehículo comprueba que los espejos retrovisores se encuentran en perfecto estado, ya que suele ser habitual ver circular por nuestras calles muchos coches, sobre todo evidentemente los más antiguos, con defectos y problemas en este importante elemento. Avisados estáis.

 

Archivado en:

Accidente en una ITV de Sagunto, Valencia. Foto: SocialDrive

Relacionado

Acelera con la marcha puesta en la ITV, atropella a una mujer y provoca un accidente

Te explicamos en qué consiste la prueba OBD que se realiza en las ITV.

Relacionado

La prueba OBD que hacen que las ITV de los coches sean más duras

Los mejores vídeos