Publicidad

5 cosas que la cartografía del coche hará por nosotros

El coche conectado y la conducción autónoma suponen un reto para la cartografía del coche. En el futuro, los mapas estarán vivos y se anticiparán a tu conducción.
Teresa de Haro.

Twitter: @TeresaAutopista -

5 cosas que la cartografía del coche hará por nosotros

Adiós a los mapas estáticos. La cartografía del futuro cobrará vida propia y se irá construyendo según avance el coche. Tomará información de otros vehículos, de los semáforos, de las señales, de la “nube”, la analizará y nos mostrará sólo la necesaria. Será inteligente y precisa, sin apenas margen de error. Y aprenderá de nosotros, de nuestra forma de conducir, de nuestras rutinas, de nuestros lugares habituales.  

¿Por qué será importante contar con este tipo de mapas? La respuesta está en la conducción autónoma. Al "eliminar" uno de los actores principales de la ecuación, el conductor, el coche tomará el mando y requerirá de una información en tiempo real, constantemente actualizada, y conectada. Ya no vende tener la cartografía más bonita, lo que vende es tener los mejores mapas. Por eso, no es casualidad que tres grandes fabricantes como Audi, BMW y Daimler adquirieran a Nokia la división Here, uno de los más importantes suministradores de mapas de navegación y servicios de localización. Es evidente que saben por dónde irán los tiros en el futuro, y que esos tiros pasan por tener la mejor cartografía posible para sus coches.

1. La cartografía del futuro: nuestro asistente personal

Encontrar un espacio donde aparcar en las ciudades se convierte muchas veces en misión imposible. El GPS del futuro podrá encontrar plazas de aparcamiento libres o planificar una ruta personalizada que también puede incluir medios de transporte como el tren o el autobús.

2. La cartografía del futuro: mucha más información

Tendrá a su disposición mucha más información que será enteramente verificada y evaluada. Posibilitará avisos de emergencias en tiempo real, como meteorología adversa o crítica, vehículos averiados en nuestra ruta, accidentes o la formación de atascos.

Cartografía coche

3. La cartografía del futuro: lee la carretera y se anticipa

La llamada conducción predictiva. “Ver” las curvas por anticipado y reaccionar consecuentemente: preparar de manera predictiva los sistemas de control del coche para curvas o tramos de carretera en malas condiciones. Es decir, el coche sabe de antemano cuándo viene un cruce, una curva peligrosa, un desnivel…

4. La cartografía del futuro: intercambia datos entre vehículos

Enlazar los mapas con la información instantánea de incidentes reales de tráfico. Los propios coches aglutinan esta información gracias a sus cámaras, sensores y otros sistemas de control. Esta información también puede incluir límites de velocidad detectados por captadores de señales de tráfico o circunstancias de la vía como la presencia de hielo.

5. La cartografía del futuro: mejora el tráfico

Mostrar e integrar las fases de los semáforos en los sistemas de control de los vehículos, lo que posibilitará que éstos circulen de forma más eficiente dentro del flujo del tráfico. Así, el sistema nos puede recomendar una velocidad para que al llegar al semáforo, éste ya se haya puesto en verde o levantar el pie del acelerador ante la aproximación a un semáforo en rojo.

También te puede interesar

El usuario hará la cartografía de Toyota

Cómo se actualiza la cartografía de tu navegador

El asistente predictivo de eficiencia Audi te ayudará a ahorrar más

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.