Publicidad

Nissan GT-R Nismo, el rugido de Godzilla

La joya de la corona de Nismo ya se ha desvelado. Ya se escuchan los ecos de los primeros rugidos del Nissan GT-R Nismo, una bestia de 600 CV de potencia, más ligero que GT-R convencional y con ADN de carreras.
Adrián Lois.

Twitter: @loisSr_motor -

Nissan GT-R Nismo, el rugido de Godzilla

Nissan y Nismo ya han desvelado de manera oficialmente su nueva ‘bestia parda’, el GT-R Nismo. El tercero de la casa, tras Juke Nismo y 370Z Nismo, llega con una carta de presentación inquebrantable: 600 CV de potencia, y con un tiempo en el circuito de Nürburgring de 7 minutos y 8,679 segundos, todo un record para un vehículo de producción.

 

Ya en las imágenes nos damos cuenta que la estética del GT-R Nismo es especial y que no pasa desapercibido. Aditamentos aerodinámicos, detalles estéticos y elementos adicionales en fibra de carbono, como el gran alerón trasero, le confieren una imagen más musculosa y ‘amenazadora’. Gracias a los métodos de soldadura de carrocería y chasis, el GT-R Nismo es más liviano respecto al GT-R de serie, pero a la vez gana en rigidez estructural.

Nissan GT-R Nismo 

Con un centro de gravedad más bajo, la aerodinámica ha sido especialmente cuidada por los chicos de Nismo, con simulaciones de fluidos CFD para analizar el recorrido del aire por la carrocería. De esta manera, y a pesar de los aditamentos en ésta, se mantiene el coeficiente Cd del GT-R convencional, 0,26, y se ha incrementado en 100 kg la carga aerodinámica a altas velocidades (300 km/h), mejorando así el aplomo y la dinámica del superdeportivo en situaciones ‘delicadas’.

 

El corazón del GT-R Nismo

Bajo el capó, manda el motor V6 biturbo de 3,8 litros, 600 CV y 66,5 mkg (55 CV y 2,6 mkg más), gracias a algunas modificaciones en los sistemas de admisión y escape, electrónica y en los turbocompresores de mayores dimensiones, heredados directamente del Nissan GT-R GT3 –la variante de carreras del superdeportivo nipón–.

 

Pero también se anuncian otros cambios a nivel mecánico y dinámico, como las suspensiones, con amortiguadores Bilstein DampTronic ajustables en tres modos (Comfort, Normal y R) y llantas de aleación de 20 pulgadas en neumáticos exclusivos Dunlop 255/40 ZRF20 delante y 285/35 ZFR20 detrás. Además, la barra estabilizadora sigue el curso del chasis, y ha ganado en rigidez y es a su vez más ligera, para minimizar los movimientos de la carrocería en curvas y cambios de dirección.

Nissan GT-R Nismo 

Nuestra opinión

La nueva bestia con el apellido Nismo promete y mucho. Llegará a Japón, donde se presenta estos días en el Salón de Tokio, el próximo mes de febrero, para hacerlo en Europa más tarde en el mismo año 2014. La deportividad se respirará en todos sus ambientes, desde la espectacular carrocería hasta el interior, con asientos deportivos Recaro incluidos.

 

También te puede interesar…

-          El Nissan GT-R, el coche que mejor acelera

Galería relacionada

Nissan GT-R Nismo

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.