Publicidad

Jaguar 2016: los coches que llegarán

Jaguar inicia unos próximos meses vitales en los que, sin duda, espera dar el zarpazo definitivo a Audi, BMW y Mercedes: un objetivo para el que presenta tres grandes novedades.
Jordi Moral.

Twitter: @jordimoralp -

Jaguar 2016: los coches que llegarán
Jaguar 2016: los coches que llegarán

Jaguar XF. Octubre 2015

Uno de los grandes valores en la gama de Jaguar, tras el estreno del reciente XE, será la 2ª generación de su berlina XF, a la que ya nos hemos podido subir. Con ella, todos sus modelos pasan a estar ya fabricados íntegra o en su mayoría en aluminio, en esta ocasión en un 75 por ciento. Con ello el Jaguar XF promete ser el más ligero, amplio gracias a una batalla alargada 5 centímetros y eficiente de su clase. Además de numerosa tecnología, estrena nuevos motores Ingenium Diesel 2.0 de 4 cilindros que anuncian un consumo desde sólo 4,0 l/100 km. Junto a otro 2.0 gasolina y a renovados grandes V6 Diesel y gasolina, entre los que se cuenta el nuevo XF S de 380 CV, completa una berlina de representación muy ágil (toma muchos elementos del súperdeportivo F-Type), completa y con un interior muy refinado y moderno.

 

Jaguar XJ. Octubre 2015.

Aunque admitía pedidos desde el pasado verano, será en otoño cuando lleguen al mercado definitivamente las primeras unidades del buque insignia de Jaguar. El XJ estrena así por fin un importante restyling que añadirá más refinamiento, eficiencia y calidad en forma de nuevos acabados para una berlina de 5,13 metros, o 5,26 en su versión de batalla larga. Su gama mecánica abarca desde motores Diesel y gasolina de 6 cilindros que parten de 300 CV hasta un poderoso V8 de 550 CV.

Jaguar F-Pace. Verano 2016.

Tras las berlinas, turno para el primer SUV de la marca que debería acabar de posicionar a Jaguar como fabricante total. Rival de los Audi Q5 y BMW X3, el nuevo Jaguar F-Pace será, eso sí, algo más largo con 4,73 metros. Con versiones de tracción total o de dos ruedas motrices con propulsión trasera, y sistemas tomados de Land Rover para adaptarse automáticamente a cualquier superficie e, incluso, disponer de un avanzado control de crucero a baja velocidad para dejar que el conductor maneje sólo el volante, montará motores de 4 cilindros Diesel y gasolina, además de más potentes V6. Un SUV desarrollado también en aluminio en su mayoría y que promete, además de refinamiento, ligereza y agilidad.