Peugeot Partner 2019: presentación

peugeotpartner201901.jpg
peugeotpartner201901.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Peugeot recién actualizó su vehículo de perfil utilitario básico en su variante para pasajeros, Partner Tepee, ahora toca turno a la variante Partner a secas, para trabajo.

 

 

De acuerdo a la estructura corporativa de Grupo PSA, este modelo comparte elementos con representantes de otras filiales, como el Citroën Berlingo y el Opel/Vauxhall Combo, de este último, si bien la marca apenas dejó el ala de General Motors, esta es una de las varias colaboraciones previas que animaron al consorcio galo a absorber a la filial germano-británica.

 

 

El perfil general es básicamente el mismo, aunque tampoco es que este sea un segmento donde se pueda ser demasiado rompedor sin sacrificar practicidad. Detalles como los faros más delgados, un ángulo más remarcado en la “frente” que forman la parrilla y el cofre, que es más plano y horizontal, ventanas más triangulares, un techo menos abombado, salpicaderas más remarcadas y sobre todo una profunda línea de carácter sobre las molduras laterales nos dicen que estamos ante un nuevo modelo.

 

 

Estará disponible con dos largos de carrocería, de 4.40 y 4.75 metros (4.38 y 4.63 metros en su generación actual), la primera, con un largo de 1.81 metros para el área de carga, o de 2.16 metros para la segunda, así como dos configuraciones de cabina. La capacidad de carga es de entre 650 y 1,000 kg o de 3,300 a 4,400 litros y, gracias a una compuerta, puede alojar objetos de hasta 3.44 m de largo.

 

 

Para Europa se ofrecerá con motores a gasolina y diésel, iniciando por un PureTech 1.2 litros con salidas de 110 y 130 HP, así como un diésel BlueHDi 1.5 litros de 130 caballos y un BlueHDi 1.6 l de 75 o 100 HP, con cajas manuales de seis velocidades o una automática de ocho relaciones para las variantes más potentes.

 

 

En el equipamiento, ahora podrá montar el cuadro de instrumentos virtual i-Cockpit, que viene acompañado de una pantalla de cinco pulgadas en el espejo retrovisor interior, que reproduce tomas de una cámara en el espejo del pasajero y dos más sobre las puertas traseras. Un sistema de alerta enciende un LED blanco cuando se ha llegado al 80% de la capacidad de carga del vehículo, o naranja cuando se sobrepasa.

 

 

Promete un completo equipamiento en seguridad como alerta de colisión frontal con frenado autónomo y detección de peatones, asistente de permanencia en el carril, control de descenso de pendientes, control crucero inteligente, alerta de somnolencia del conductor y reconocimiento de señales de tránsito, incluyendo límites de velocidad.

 

 

Comenzará ventas en Europa a finales de año, con precios por anunciar.

 

Nuestros destacados