La planta de Chattanooga construye el Passat 700,000

volkswagenpassat70000001.jpg
volkswagenpassat70000001.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Fue en 2011 que Volkswagen decidió tomar la base del Magotan para desarrollar una Passat exclusivo para Norteamérica, que sería armado en una nueva planta ubicada en Chattanooga, Tennessee, la primera de la marca en suelo estadounidense.

 

 

El sedán acaba de alcanzar un nuevo récord de producción, 700,000 unidades, la mayor parte de ellas vendidas en los Estados Unidos, donde anualmente ha desplazado un promedio de 80,000 unidades, una cifra decente, no sólo cuando antes desplazaba unos 40,000 unidades anuales cuando era importado de Europa, sino cuando tomamos en cuenta la caída del segmento en general, así como el cese del Chrysler 200 y el anuncio del deceso del Ford Fusion.

 

Un derivado en forma de SUV, con el nombre Atlas, acompaña al Passat en la línea de montaje, lo que garantiza la pervivencia de las instalaciones, pues ya es el segundo modelo más vendido de la marca al norte del Río Bravo (el primero es la Tiguan), lo que se ratifica con la futura adición de una nueva camioneta de cinco asientos, que compartirá base con los modelos mencionados.

 

 

La historia de Volkswagen Chattanooga está entrelazada con la historia del Passat americano. A medida que crecemos y agregamos modelos, nos enorgullece continuar produciendo un Passat de calidad en el estado de Tennessee. Estoy muy orgulloso de nuestro equipo por alcanzar este importante hito y esperamos que haya más por venir", indicó Antonio Pinto, director de la planta.

 

El récord se alcanzó con un Passat color plata con motor VR6 y transmisión DSG de seis velocidades.

 

 

Nuestros destacados