El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx

Grande, pesado e híperpotente, pero "relimpio" en letales emisiones de óxidos de nitrógeno. Así lo certifica la empresa independiente Emissions Analytics dedicada a la homologación de emisiones en condiciones reales de circulación a nivel mundial.
Raúl Roncero - rroncero@mpib.es -
El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx
El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx

Casi al nivel de un Mercedes 350 CDi más ligero, menos potente y más aerodinámico, hasta la fecha, uno de los diésel más limpios del mundo en materia de emisiones de NOx (óxidos de nitrógeno), un gas con efectos especialmente negativos para la salud humana. Los 14 gamos por kilómetro de media obtenidos por el VW Touareg V8 TDi en los tres ensayos estandarizados, —apenas uno que el registrado por la berlina de Mercedes, y muy lejos de los 80 g/km admitidos por ley en las pruebas de laboratorio— certifican que hay tecnología para que el diésel siga vivo por años. Eso sí, es cara y compleja y permitirá mantener el diésel a flote, principalmente, en vehículos grandes y costosos, o en modelos —o grupos propulsores— de gran volumen en los que el coste unitario pueda compensarlo, como ocurre, dentro de VW, con el último motor 2.0 TDi desarrollado.

Publicidad

Tras el Dieselgate, VW buscó y optó por nuevas medidas que se llegaron a estrenar con éxito en un VW Passat equipado con el citado 2.0 TDi Evo en su versión de 150 CV, motor y tecnología que ahora también pasan al VW Golf 8 de última generación. Escalada en tamaño, pero también con nuevos elementos periféricos, esta tecnología también ha permitido que el V8 TDi equipado en un Touareg emita, bajo condiciones reales, un 75 por ciento menos de emisiones de NOx que el valor máximo establecido, idéntico al que se admitía ya en 2015 ahora, bajo Euro 6, pero ahora bajo ensayos endurecidos.

El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx

El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx

Las pruebas RDE —Real Driving Emission— obtenidas en carretera abierta — complementan al estándar de medición WLTP. Se obtienen a través de una empresa independiente con un ensayo en tres diferentes rutas validadas siempre y cuando se puedan realizar a temperaturas de entre 3 y 30 grados centígrados y con una duración de entre 90 y 120 minutos. La media de las emisiones obtenidas en los tres recorridos diferentes se cuantifican a un tercio cado uno. El recorrido urbano establece velocidades medias de entre 15 y 45 km/h y hasta 60 km/h de velocidad máxima. Entre 60 y 90 km/h es la horquilla de velocidad admitirá en la prueba de carrera secundaria o rural, mientras que en autopista se admite una velocidad máxima de hasta 145 km/h con picos puntuales de hasta 160 km/h. Los valores obtenidos por el VW Touareg V8 TDi en las diferentes pruebas fueron 10, 13 y 20 g/km de NOx, registrando una media de 14 g/km. La estrategia para conseguirlo se denomina “Twin dosis”, basada en una doble inyección de aditivo Adblue en sendos catalizadores, aunque el imponente motor V8 TDi que equipa el Touareg esconde algún que otro secreto más para conseguirlo.

VW Touareg V8 TDi: tecnología de doble catalizador de NOX y similar al que usa el nuevo Golf 8 TDi/150

Esta nueva estrategia para optimizar la reducción de NOx está basada en un proceso de dosificación doble y escalonado de Adblue, el aditivo que neutraliza los óxidos de nitrógeno, para lo cual requiere un segundo convertidor catalítico SRC que se encuentra más alejado del motor que le primero y, por tanto, a temperaturas de hasta 100 grados menor, ampliando la tasa de conversión a una horquilla mayor de temperaturas o de uso, ya sea el circular con el motor en frío, en autopista a altas velocidades donde se pueden alcanzar hasta 500 grados centígrados en la línea de escape, o a velocidad transitorias, donde la temperatura cae hasta los 350 grados.

El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx

El nuevo VW Touareg V8 TDI de 421 CV, con unas emisiones bajísimas de NOx
Publicidad

Esta nueva tecnología es, en concepto, similar a la que emplea el ya lanzado VW Golf TDi de octava generación en su versión de 150 CV o el Golf GTD que, desgraciadamente, no se vendrá en nuestro mercado. Gracias a ella, incluso en proceso de regeneración del filtro de partículas cuando éste se ha saturado se lograrían niveles de NOx muy por debajo de valores limites ya que VW juega con nuevas estrategias implementadas en el V8 TDi basadas en concepto de sobrealimentación también escalonado, empleando a baja carga sólo uno de los sobrealimentadores, siendo capaz de suministrar los 900 Nm de par declarados a un ridículo régimen e 1.250 rpm. El segundo turbocompresor, también variable, queda relegado para acciones en la que se demande rápida potencia a revoluciones medias o altas, sumando progresivamente su sobrepresión a partir de 2.200 rpm. Con todas estas medidas, el VW Touareg V8 TDi está preparado para la llegada de normativas más exigentes.

Publicidad
También te puede interesar

En primavera arranca la comercialización del Audi e-tron Sportback, la variante coupé del SUV e-tron, que suma a su naturaleza eléctrica una imagen con mayor chispa deportiva.

BMW promete novedades interesantes en la próxima generación de su gran SUV X5, un modelo que estará listo en 2022 e incorporará tecnologías de lo más eficientes.