¿Problemas con los fabricantes chinos?

Durante esta semana se ha celebrado en Barcelona el Encuentro de Empresarios de Automoción y en él se ha analizado la industria automovilística española. Una de las advertencias más serias se ha hecho desde el sector de los componentes.

Los fabricantes de componentes españoles advierten de que el sector chino dedicado a la misma labor puede perjudicar gravemente nuestra economía. Desde el Ministerio de Industria se suaviza la situación afirmando que no existe peligro de deslocalización en España. En la misma línea se encuentra la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), que, de momento, también cree que no hay riesgo de deslocalización.

De todas formas, es necesario buscar alternativas en todos los mercados, para evitar que los fabricantes chinos aprovechen la tecnología que les brinda Europa y la usen para competir fuertemente con ella en lugares como Norteamérica o la misma Europa, en opinión de diversos representantes del sector.

Pero China no sólo es una amenaza, según el responsable de Compras del Grupo Volkswagen, Javier García Sanz, también se ofrecen importantes vías de negocio que no pueden ser obviadas.

Vaticinan estos expertos que en 2020 el mercado chino puede tener tanta o mayor importancia que los Estados Unidos, que, en la actualidad, es la primera potencia mundial.

La consultora Capgemini acaba de publicar en su página web alemana un estudio acerca de los hábitos de compra de los usuarios del automóvil. Según este informe, las marcas Volvo, Toyota, BMW, Honda y Mercedes tienen los compradores más leales, ya que todos repiten en la adquisición de vehículos.
Las razones de esta segunda compra radican en el precio, servicio postventa y calidad de fabricación, aunque también inciden otros elementos como los descuentos, las financiaciones favorables o diversos programas de promoción.
Este informe ha sido elaborado mediante encuestas en Europa, China y Norteamérica y da bastantes pistas acerca de las líneas de negocio que imperarán en los próximos años (distribución, importancia de Internet, etc.).