El carné por puntos, en marcha

Mucho más duro de lo que se pensaba. El ministro del Interior ha esbozado cómo será el nuevo carné por puntos: usar el móvil o no llevar el cinturón también nos podrá dejar sin licencia.

Menos multas de tráfico en los últimos años, según el Gobierno
Menos multas de tráfico en los últimos años, según el Gobierno

Prioridad absoluta. El nuevo carné por puntos está ya en marcha y su implantación definitiva será antes de un año. El ministro del Interior, José Antonio Alonso, ya ha esbozado cómo será la nueva licencia. Cada conductor tendrá 12 puntos que irá perdiendo a medida que cometa faltas graves y muy graves. Hasta aquí, nada nuevo: es un sistema calcado al que se aplica en Francia. Sin embargo, Interior tenía un as en la manga: algunas sanciones hasta ahora consideradas leves también se castigarán con la pérdida de puntos. Así, restará un tanto hablar por el móvil mientras se conduce, no usar el cinturón de seguridad o no llevar casco en el caso de los motoristas. Ninguna infracción provocará la retirada instantánea del carné, ya que las consideradas como “muy graves" restan sólo 6 de los 12 puntos de los que se compone la licencia. Eso no impide que esas sanciones sean castigadas, como hasta ahora, con retiradas parciales del permiso de conducir. Al menos, eso figura por ahora en el papel, ya que Interior también baraja que haya retiradas directas y definitivas para algunas infracciones. Para ello, será necesario modificar antes el Código Penal (unos cambios que llegarán en octubre).

ALGUNAS FALTAS GRAVES MÍNIMAS (pérdida de 1 punto) ALGUNAS FALTAS GRAVES (pérdida de 2 a 3 puntos) ALGUNAS FALTAS MUY GRAVES (pérdida de 4 a 6 puntos)
Hablar por el móvil mientras se conduce Exceder la velocidad sin superar el 50 % de la velocidad permitida Conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas
No llevar el cinturón de seguridad abrochado No respetar las prioridades de paso. Realizar adelantamientos o cambios de dirección o sentido prohibidos. Sobrepasar en un 50% la velocidad máxima permitda, siempre que suponga superar en 30km/h dicho límite
Conducir motocicletas sin casco Circular sin luces o deslumbrar a otros conductores Conducir de forma temeraria o realizar carreras o competiciones no autorizadas.
Si hemos perdido los 12 puntos, tenemos que esperar un año para volvernos a examinar. Deberemos pasar pruebas psicofísicas y realizar un curso de sensibilización, además de repetir las hasta ahora habituales pruebas teóricas y prácticas necesarias para sacarse la licencia. Pero no hay que esperar hasta que nos quiten el carné para volver a recuperar “saldo": si superamos un curso de sensibilización, se logran 4 puntos. Además, se premia la buena conducta y se permite que el conductor recupere los 12 puntos iniciales si no comete una infracción en dos o tres años. Los conctores noveles no lo tendrán tan fácil. Contarán con menos puntos en los dos primeros años de licencia: todavía se estudia si concederles 6 u 8 tantos. Se prestará especial atención a los jóvenes, pero –según parece- Interior estudia dar algo de “manga ancha" a los conductores profesionales. Taxistas, repartidores y transportistas, entre otros, tendrán un régimen especial, según ha anunciado Alonso. Algunos expertos en materia de Seguridad Vial aseguran que el carné por puntos ha marcado un antes y un después en Francia. Allí se aplica desde 1992, año en el que la siniestralidad comenzó su descenso casi en picado. Pero, ¿funcionará en España?Curiosamente este sistema ha contado con el beneplácito de todos los grupos políticos. Lo único que discuten las distintas fuerzas parlamentarias es la paternidad de la idea: CiU, PP y PSOE se la apuntan respectivamente. También ha recibido la aprobación de distintas asociaciones automovilísticas, como el Real Automóvil Club de Cataluña (RACC), que asegura que acabará con la reincidencia y potenciará la reeducación. El Real Automóvil Club de España (RACE) apuesta por el carné por puntos. Según sus estudios, este sistema podrá reducir hasta en un 10 por ciento las muertes por accidente de tráfico a corto plazo. Estamos hablando de salvar al año a 500 personas.
El RACE considera que esta medida “modificará los hábitos del conductor concienciándole de su responsabilidad en la reducción de la siniestralidad". La única asociación que ha mostrado abiertamente su rechazo es el Comisariado Europeo del Automóvil (CEA). Según aseguran, “la posibilidad de privar del carné de forma definitiva a los conductores infractores es a todas luces inconstitucional y actúa en contra de las libertades públicas por las que tanto se ha luchado".
En Alemania imponen terapias psicológicas a los conductores cuando llegan a ciertos puntos, en Reino Unido algunas sanciones sólo se castigan con dinero, en Italia se permite la mitad del crédito con circular a 40 km/h por encima del límite establecido de la vía...
¿Ha elegido España el mejor modelo?


Analizamos al detalle el nuevo carné por puntos.
El ministro del Interior, José Antonio Alonso, también ha anunciado otras medidas en su comparecencia ante la comisión no permanente del Congreso de Seguridad Vial. Algunas son viejas conocidas, pero otras prometen levantar muchas ampollas entre los conductores. · A partir del 1 de julio, el ABS es obligatorio en todos los coches nuevos. En 2008, todos los vehículos también incorporarán sistemas de control de velocidad.

· Se colocarán otros 12 radares fijos este año. En 2005, se sumarán 25 nuevos radares.

· Los conductores de turismos con un carné tipo B con tres años de antigüedad y sin ninguna sanción de tráfico, pueden acceder sin más al carné A-1 que permite circular con motocicletas de hasta 125 centímetros cúbicos.

· Tendremos un carné plasticado antes de la próxima primavera.