Dónde se encuentran las peores carreteras en España

El déficit en mantenimiento ha provocado que uno de cada 10 kilómetros presente una situación muy deficiente, incompatible con una movilidad segura y verde.

carreteras mal estado
carreteras mal estado

No importa si pertenecen a la Red de Carreteras del Estado, o las gestionan las Comunidades Autónomas y las Diputaciones Forales. Nuestras carreteras van de mal en peor. La Asociación Española de la Carretera (AEC) vuelve a advertir sobre el abandono en la conservación y el deterioro de la red vial nacional.

El último informe  sobre “Necesidades de Inversión en Conservación” revela cómo la falta de conservación está haciendo mella en las infraestructuras viarias españolas, un patrimonio valorado en 215.000 millones de euros, y que, a partir del año 2009, ha sido abandonado a su suerte víctima de los sucesivos y reiterados ajustes en los presupuestos públicos.

Una de las principales conclusiones del informe es que la red nacional soporta el pavimento en peor estado de las últimas dos décadas, próximo a una calificación de “muy deficiente”. De los 100.000 kilómetros de carreteras representados en la muestra auditada por la AEC, un total de 10.000 presenten deterioros graves en más del 50% de la superficie del pavimento.

Así, el estado del pavimento en las carreteras titularidad del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana baja su nota en un 7% con respecto a 2017. Las vías autonómicas, por su parte, empeoran un 3% frente a la calificación obtenida en la auditoría anterior.

En cuanto al déficit, el pavimento acumula el 94% del total, lo que se traduce en unas necesidades de inversión en reposición y refuerzo de firmes cifradas en 7.008 millones de euros para el conjunto de las carreteras españolas (un 6,5% más que en 2017). De ellos, la Red del Estado, de 25.000 kilómetros de longitud, precisa de 2.224 millones, y la Red Autonómica (con 75.000 kilómetros) de 4.784 millones.

Por Comunidades Autónomas

El informe de la AEC ofrece, además, datos por Comunidades Autónomas, los cuales responden al denominado “Indicador Territorial”, un valor medio ponderado entre las calificaciones de la Red de Carreteras del Estado y las de la Red Autonómica en cada Región.

La Rioja y Aragón son las Comunidades con las peores carreteras de España en el estudio 2020 con una calificación media de 93 que supone un retroceso respecto a 2017, cuando ya suspendían con dígitos de 92 y 100, respectivamente. También en esta ocasión Asturias se ha quedado por debajo de esta barrera del suspenso total, con una puntuación de 99 que, al menos, mejora el 94 de hace dos años.

mapa2020 scaled
mapa2020 scaled

Por el contrario, mejores notas han sacado Extremadura con sus 182 puntos, País Vasco (178), la Comunidad Valenciana (164) y Murcia (142), aunque siempre con calificación de “deficiente”. Madrid (142) está por encima de la media del país, mientras Cataluña queda por debajo (126). Ninguna Comunidad consigue una calificación de “aceptable” y mucho menos de “buena”.

Señalización, barreras de seguridad y balizamiento

Además del pavimento, también se tienen en cuenta otros criterios como las condiciones de la señalización vertical y horizontal, las barreras de seguridad (guardarraíles) y el balizamiento. Pues bien, en el resto de los parámetros evaluados por AEC la situación parece menos alarmante.

Con una nota media de 5 y 4,4 sobre 10 respectivamente, la señalización vertical en las carreteras del Estado y en las Autonómicas y Forales se mantiene en valores muy similares a los de la auditoría realizada en 2017. No obstante, en el caso de la red estatal, la señalización vertical ha logrado mejorar su puntuación en dos décimas, lo suficiente para conseguir el primer aprobado desde el año 2001.

Aun así, el informe revela que actualmente, es necesario renovar 104.000 señales de código en la Red del Estado, lo que supone una inversión de 34 millones para las vías del Estado; y 270.000 señales en la Red Autonómica (59 millones).

Mejor conservada está la señalización horizontal, con calificación de 6,2 y 5,1, respectivamente. Aunque para conseguir mejor nota, la AEC considera que deberían repintarse las marcas viales de 38.500 kilómetros de carreteras en España, un total de 4.500 kilómetros en el caso de la Red del Estado, y de 34.000 kilómetros en las vías autonómicas y de las Diputaciones Forales. El coste total de esta actuación asciende a 76 millones de euros (9 y 67 millones, respectivamente).

Si hablamos de las barreras de seguridad (guardarraíles), su estado vuelve al suspenso con una nota de 4,5 para los nacionales y 4,4 para los autonómicos. De acuerdo con los datos de la Asociación Española de la Carretera, 286 millones de euros de inversión contribuirían a mejorar este elemento.

Y por último, el mejor resultado corresponde al balizamiento, que obtiene puntuaciones de 7,2 y 6,1, mejorando además la calificación de 2017.

 

Archivado en:

Relacionado

Expertos plantean nuevas fórmulas para financiar conservación de carreteras

Navarra, donde más baja la siniestralidad

Relacionado

Mejores carreteras para una menor siniestralidad