Cómo gastar dos litros a los 100 km

Toyota ha celebrado la primera edición de una original prueba denominada Prius Eco Fun, el Tour de la Movilidad Sostenible. En esencia, ha sido una gran competición en la que se trataba de gastar lo menos posible. En espíritu, un homenaje a lo que Toyota llama sus “pioneros", los primeros compradores del Prius, su coche híbrido.

Cómo gastar dos litros a los 100 km
Cómo gastar dos litros a los 100 km

Hace ya bastante tiempo que la tecnología híbrida se utiliza en la automoción. De hecho, desde principios del siglo XX se experimenta con motores eléctricos, pero no ha sido sino hasta los albores de este siglo XXI cuando la técnica ha revelado su auténtica eficacia.Toyota es una de las marcas que más avances ha logrado en este campo, aunque casi todas las grandes compañías han hecho sus pinitos. Básicamente, todas utilizan el mismo esquema: un motor principal de gasolina (de los de toda la vida) y al menos otro motor eléctrico que apoya al anterior.

El propulsor (o los propulsores) eléctrico obtiene su energía de unas baterías embarcadas en el coche que pueden ser recargadas directamente de la corriente eléctrica convencional o, como en el Prius, se recargan aprovechando las diferentes corrientes eléctricas que produce un coche: al frenar, al hacer girar el motor en retención o con el trabajo del alternador (generador eléctrico). En el caso del Prius, por ejemplo, el sistema (Hybrid Synergy Drive) está pensado para ahorrar continuamente energía. Por ejemplo: tan pronto como levantamos el pie del acelerador y dejamos que el coche se mueve por inercia, toda le energía liberada por el giro del motor se acumula en las baterías. Lo mismo ocurre cuando frenamos y se acumula la electricidad que generan los discos de freno.

Toyota ha logrado comercializar un sistema que ofrece lo que otros no son capaces de hacer: el coche es capaz de moverse sólo con el motor eléctrico. Es verdad que sólo lo hace a bajas velocidades (por debajo de 50 km/h) y durante poco tiempo, pero funciona de verdad. Después, si queremos ir más rápido, el sistema entiende que hace falta más fuerza y conecta automáticamente el motor de gasolina. A partir de ahí, siempre que haya electricidad en las baterías, ambas máquinas trabajarán juntas para mover las ruedas.
Además, si nos paramos en un semáforo, por ejemplo, el ordenador central desconecta los motores. Bastará con insertar primera para que el coche se ponga otra vez en marcha.
Todo este compendio tecnológico, y, sobre todo, el haber hecho realidad una movilidad diferente, le han valido al Prius el título de Coche del Año en Europa 2005 Hay otros vehículos híbridos en el mundo, pero no todos alcanzan el desarrollo técnico de este Prius. En España sólo se venden otros dos híbridos, el Lexus 400 RXH (que usa la tecnología del Prius) y el Honda Civic Ima, que, basado en el mismo principio, utiliza el motor eléctrico sólo como apoyo del de gasolina y nunca puede viajar sólo con el eléctrico.*1965: Toyota investiga la viabilidad de las turbinas de gas para generar electricidad y alimentar un motor eléctrico para automóviles.
*1977: Se presenta el concept Sports 800, un deportivo híbrido con turbina de gas.
*1997: El autobús híbrido Coaster HV comienza a fabricarse en serie. Se presenta el primer Prius.
*2000: Se empieza a vender en Europa y EEUU una versión mejorada del Prius.
*2001: Aplicación del primer sistema híbrido moderado en el Crown. Presentación del Estima, primer híbrido con tracción a las cuatro ruedas.
*2002: Primer vehículo con pila de combustible de producción en serie: el FCHV.
Durante muchos años, la tecnología híbrida presentó varios problemas. El más grave, la escasa duración de las baterías. Hoy, estas dificultades empiezan a quedar superadas con baterías cada vez más pequeñas y, al tiempo, de mayor capacidad y duración. Nuevos materiales y mejores soluciones técnicas hacen que las “pilas" duren mucho más y ofrezcan mayores caudales de energía.Técnicas como el “stop and go" (el motor se desconecta al parar en un semáforo o una retención), la construcción en aluminio y la aerodinámica más afinada contribuyen a mejorar el funcionamiento de estos sofisticados vehículos del futuro.


El Prius 500 cuenta con un propulsor de gasolina 1.4 de cuatro cilindros y 77 CV de ciclo Atkinson. Además, posee un motor eléctrico que le aporta otros 68 CV extra. Pero ambos motores no dan su máxima potencia a la vez; en realidad se acoplan y, como máximo, dispondremos de 110 CV.

Desde 0 a 1.200 rpm., las baterías entregan cerca de 400 Nm. Así, puede funcionar de manera completamente eléctrica. Si vamos a menos de 50 km/h –y tenemos las baterías suficientemente cargadas-, podemos apretar el botón “EV" y seleccionar dicho funcionamiento. Pura seda: el coche no desprende ningún ruido, sólo oímos su rodadura. Si quieres saber más sobre este coche, no te pierdas el contacto y la prueba que publicamos en su día.

Pregunta a los propietarios por su coche y recibe las respuestas en tu email.

Acepto la política de privacidad para poder obtener las respuestas.

Quiero recibir la mejor oferta.