CGT critica duramente el acuerdo en la planta de Opel en Figueruelas

El acuerdo alcanzado en la planta de Opel en Figueruelas (Zaragoza) no ha gustado a todos. La sección sindical de CGT ha denunciado que por este pacto se llegará a trabajar incluso 46,2 horas a la semana lo que "colabora en la precarización del trabajo".

Para CGT la aprobación de este plan industrial supone otorgar a la compañía la libertad de decidir qué sábados deben trabajar los empleados, lo que "obliga a todos a la realización de horas extras". Además, en opinión del sindicato, se modifica el salario y el calendario laboral y otorga a Opel la capacidad de decidir sobre las vacaciones de la plantilla.

Este plan "colaborará en la precarización del trabajo dentro de la fábrica, condenando a futuros trabajadores eventuales a cobrar menos por igual trabajo, todo ello a cambio de evitar un hipotético expediente, producto de una crisis ficticia".

No han faltado las críticas al Comité de Empresa. CGT, que es formación minoritaria dentro del mismo, ha señalado que, si la totalidad hubiera sido informada de las pretensiones de la Empresa y hubiera sido consultada acerca de "los pros y los contras de la situación", los empleados "seguro que éramos capaces de lograr bastante más, sin tener que renunciar a derechos tan difícilmente conseguidos".