Bicarbonato, amoniaco… los mejores trucos caseros para que el interior de tu coche huela bien

Ninguno quiere entrar en el interior de su coche y que este huela mal. Estos trucos caseros te ayudarán a eliminar esos malos olores de forma muy sencilla. Toma nota.

Cómo luchar contra los malos olores del interior de tu coche con estos trucos caseros. Foto: iStock.
Cómo luchar contra los malos olores del interior de tu coche con estos trucos caseros. Foto: iStock.

El habitáculo de nuestro vehículo es un espacio cerrado y reducido en el que, si no realizamos una limpieza de vez en cuando o lo ventilamos abriendo las ventanillas, se pueden llegar a concentrar olores que pueden resultar desagradables. Y ya sabemos que, a la hora de conducir, debemos hacerlo en unas condiciones óptimas… en todos los sentidos.

Además, en esta época invernal que estamos empezando a vivir en España, con temperaturas ya muy bajas, recurrimos cada vez más al uso de la calefacción, lo que puede también conllevar ciertos malos olores. Por culpa del frío, también, dejamos de abrir con más asiduidad las ventanillas, por lo que no estamos ventilando el habitáculo como deberíamos.

Ahí van unos trucos para eliminar de forma eficiente los malos olores del habitáculo del coche. Foto iStock.
Ahí van unos trucos para eliminar de forma eficiente los malos olores del habitáculo del coche. Foto: iStock.

Trucos caseros para eliminar malos olores en el habitáculo

Vamos a ser claros: lo mejor es realizar una limpieza general del vehículo, por fuera y por dentro, de forma regular. Pero sabemos que, ya sea por pereza, descuidos o por falta de tiempo no siempre podemos hacerlo. Siempre puedes dejar que esa tarea lo haga un profesional y el resultado será impecable. Aunque aquí estamos para hablar de soluciones caseras y más baratas.

Además, en nuestro día a día, llegamos a hacer una serie de acciones que tienen un efecto directo en los olores del interior del vehículo: fumar, llevar comida, el derrame de una bebida, la basura y excrementos acumulados en las plantas de los zapatos al subirnos al coche, el vómito del niño al marearse… e incluso el mal olor antes mencionado que procede de las canalizaciones del sistema de calefacción.

No te olvides de cambiar el filtro de aire de tu coche en las revisiones de taller. Foto iStock.
No te olvides de cambiar el filtro de aire de tu coche en las revisiones de taller. Foto: iStock.

Como consecuencia de todo ello, se concentran en el interior de nuestro vehículo una serie de olores desagradables que ni abriendo todas las puertas y ventanillas van a desaparecer. A continuación te dejamos dos trucos caseros que te pueden ayudar en esta tarea:

  • Amoniaco: deja durante una noche un vaso de cristal con amoniaco en el interior; este absorberá los malos olores y dejará un aroma neutro que agradecerás.
  • Bicarbonato: en este caso, mézclalo con un poco de agua y extiende la mezcla por las zonas donde haya manchas y malos olores; déjalo secar, aspira y dirás adiós al mal olor sin dejar manchas extras.
El bicarbonato sódico, una buena solución para limpiar el interior del coche y eliminar malos olores.
El bicarbonato sódico, una buena solución para limpiar el interior del coche y eliminar malos olores.

Otros trucos para que tu coche no huela tan mal

Para eliminar ese olor tan desagradable a humedad que se puede producir al encender la calefacción (o el sistema de aire acondicionado), es importante la sustitución del filtro de aire cada cierto tiempo en las revisiones. Piensa que la putrefacción y la humedad generan hongos en este filtro, de ahí ese olor tan fuerte. Puedes recurrir también a un spray desinfectante específico para los conductores del aire acondicionado. Prueba también a poner la calefacción a temperatura máxima con el compresor y la recirculación del aire; al rato, cambia al modo de toma de aire del exterior y baja las ventanillas.

Aparte de todo esto, ten en cuenta también que un ambientador no va a eliminar los malos olores, sino que los van a enmascarar. Limpia tu vehículo de forma regular, usando una simple bayeta de microfibra para plásticos y cristales, una vaporeta, por ejemplo, para la tapicería, y un aspirador para asientos y otros recovecos. Soluciones como las bolsas de hierbas aromáticas, algodones impregnados en esencias, cáscaras de limón, café en grano… pueden servirte para que el habitáculo de tu vehículo huela bien.

¡Ah! Y recuerda que las alfombrillas de goma, si bien son menos decorativas, son muchísimo más fáciles de limpiar que las de pelo. Estas últimas pueden concentrar los malos olores de forma más evidente debido a la mayor concentración de bacterias; las de goma, en cambio, pueden ser lavadas con agua a presión y son más higiénicas en este sentido.

olores coche

Relacionado

Malos olores en el coche: causas y cómo remediarlo

Trucos caseros para la limpieza de los faros del coche. ¿Funcionan?

Relacionado

Los trucos definitivos, caseros y baratos para limpiar los faros de tu coche: ¿funcionan?