Qué ocurre en realidad con los talleres: ¿pueden abrir y arreglar coches o no?

Si durante el estado de alarma se avería mi coche, ¿puedo ir al taller? ¿Está abierto para su reparación? Los establecimientos se quejan de la ambigüedad legal: pueden abrir teóricamente… pero no hay recambios oficiales y los clientes no pueden llevar el coche.
Jordi Moral
Qué ocurre en realidad con los talleres: ¿pueden abrir y arreglar coches o no?
Foto: Cordon Press.

Sin duda, una de las grandes dudas y polémicas que sigue dejando en España el estado de alarma regulado por el Real Decreto es en qué situaciones quedan los talleres exactamente., porque ni ellos mismos tienen la respuesta certera. Teóricamente, su actividad no entraba en las que debían obligatoriamente cerrar, pero quedaba en una ambigüedad legal difícilmente entendible.

Publicidad

Porque según la orden aprobada como ya dijimos en su día por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, se permite “la apertura de talleres de reparación y mantenimiento de vehículos con el fin de garantizar el adecuado funcionamiento de las operaciones de transporte de mercancías y asegurar el necesario abastecimiento de productos a la población y de los transportes permitidos”.

Al mismo tiempo, este dictamen también aseguraba que “se permite la apertura de talleres de reparación y mantenimiento de vehículos a motor, así como los establecimientos de actividades conexas de venta de piezas y accesorios con venta directa a los talleres de reparación, pero sin apertura al público general”. Y, por supuesto, la orden aseguraba que siempre adoptando “las medidas e instrucciones de protección indicadas por el Ministerio de Sanidad tendentes a evitar el contagio del coronavirus”.

La normativa indica así que, en principio, solo los servicios considerados esenciales y de emergencia puede acudir a los talleres, a quienes, según nos cuentan, la propia policía pidió “que trabajasen a puerta cerrada”. Pero, ¿qué se considera ya esencial? La circulación permitida para ir a comprar artículos de primera necesidad, ir a centros sanitarios o acudir al trabajo, por poner solo tres ejemplos, ¿entrarían dentro de lo permitido? La duda sigue existiendo y la realidad es que cada taller abierto actúa sin una comunicación oficial clara y como buenamente entiende. Con el inconveniente de tener que desinfectar cada coche que registra y la limitación de no existir hoy en día piezas ni recambios oficiales, por lo que hay que centrarse en el mercado no oficial.

Publicidad

Ante esta situación, la Confederación Española de Talleres de Reparación de Automóviles y Afines (CETRAA) y la Federación Española de Empresarios Profesionales de Automoción (CONEPA) aseguran que los talleres viven hoy una “paralización masiva y generalizada”, al contar con una caída del 95 por ciento en su facturación. Según sus cifras, los talleres realmente abiertos no llegan hoy al 20 por ciento en la Comunidad de Madrid, que han puesto como ejemplo.

Publicidad
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

La conciencia social, el ahorro, las medidas políticas aplicadas y la confianza en un...

Ciudades inteligentes, movilidad sostenible, coches y conductores conectados… ¿Y el c...

Eficiencia antes, durante y después. Un coche ecológico no puede ser denominado así ú...

El Land Rover Discovery Sport se convirtió en el aliado perfecto para nuestra Aventur...

Sí, ambas son tecnologías enfocadas a reducir las emisiones y los consumos, combinan ...

Huye de las preocupaciones secundarias y céntrate en lo más importante en cada instan...