Las marcas de coches tendrán que reducir aún más las emisiones de CO2

El Parlamento Europeo se pone serio y propone de la noche a la mañana elevar del 30 al 45% el objetivo de reducción de las emisiones de los coches para 2030.
Marina Gª del Castillo -
Las marcas de coches tendrán que reducir aún más las emisiones de CO2
Las marcas de coches tendrán que reducir aún más las emisiones de CO2

El comité de medio ambiente de la Eurocámara ha votado en Estrasburgo unas medidas que superan las recomendaciones de la Comisión Europea y la propia industria. En esta primera votación se ha aprobado elevar del 15 al 20% el objetivo de reducción de emisiones de CO2 de los vehículos nuevos comercializados a partir de 2025 (respecto a 2021) y del 30 al 45% para 2030, por encima de los objetivos fijados por la Comisión Europea en su propuesta de hace un año.

Bruselas propuso en noviembre de 2017 recortar las emisiones un 15% para 2025 y un 30% para 2030. Un recorte excesivo a juicio de la asociación de fabricantes europeos ACEA, que defiende una reducción del 20% como máximo. De elevar esa cifra, sostienen, el sector registrará pérdidas de empleo en la UE.

Tal y como avisaba hace unos meses el presidente de ACEA, Carlos Tavares, “nuestra industria está ansiosa por moverse lo más rápido posible hacia vehículos sin emisiones, sin embargo, todos los miembros de ACEA necesitan transformar sus empresas a un ritmo manejable y que proteja su viabilidad a largo plazo en un entorno global y feroz”.

Publicidad

Pese a esta presión de la industria, la socialdemócrata maltesa Miriam Dalli ha conseguido sacar adelante un informe que también incluye objetivos más ambiciosos en materia de comercialización de vehículos híbridos o eléctricos al elevar al 20% en 2025 y 40% en 2030 la cuota de los vehículos de bajas emisiones para cada fabricante, frente al 15 y 30% planteado originalmente por la Comisión Europea. La propuesta incluye un esquema sancionador para aquellos fabricantes que incumplan los objetivos.

Recortes de emisiones de CO2

Los eurodiputados han incluido otra novedad respecto a la propuesta del Ejecutivo comunitario. Desde el año pasado los fabricantes están obligados a medir las emisiones NOx en condiciones de conducción reales. La comisión de medio ambiente quiere que a partir de 2023 se haga lo mismo con las emisiones de CO2 de forma que dejen de medirse solo en laboratorio y también pasen controles en carretera.

El informe ha sido aprobado con 38 votos a favor, 23 en contra y 7 abstenciones. El siguiente paso será una votación del pleno del Parlamento Europeo en octubre. Aún no está todo decidido.

Publicidad
Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
También te puede interesar

La Eurocámara ha sacado adelante la normativa por la que se endurecerán las normas de homologación de emisiones con el objetivo de evitar otro Dieselgate.

Te recomendamos

Un neumático todo tiempo, como por ejemplo el Bridgestone Weather Control A005, está ...

Desarrollado por Hyundai, es una especie de robot para llevar puesto que reduce el tr...

¿Te gusta el Lexus RX pero necesitas más espacio? La marca ofrece una variante con tr...

Universitaria, soltero, familias, viajeros, ejecutiva… Sea cual sea tu perfil de vida...

Con las últimas novedades en su gama, el Ford EcoSport se muestra como una de las opc...

Tres personas y un destino: el mar. ¿Cuál es el medio más barato de viajar? Nos ponem...