Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

Se acerca el verano, empiezan a subir las temperaturas y el aire acondicionado es un elemento imprescindible en el coche para que tus viajes sean más agradables. Aquí tienes varias indicaciones para evitar una avería.

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería
Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

El verano se acerca y las temperaturas poco a poco están comenzando a subir. Para conducir de forma cómoda y segura durante las próximas semanas un buen funcionamiento del aire acondicionado es vital. Ponerse al volante con una temperatura interior del vehículo extremadamente alta puede tener casi los mismos efectos que haber ingerido previamente alcohol, tal y como han demostrado varios estudios al respecto. Por estas razones y para que el viaje a bordo de tu coche sea lo más agradable posible, el aire acondicionado siempre ha de estar a punto.

Para que el aire acondicionado funcione de forma óptima se necesitan de una serie de hábitos que evitarán a la larga una avería. Aquí los tienes.

AL SUBIRTE A TU COCHE: LO QUE DEBES HACER

¿Qué hacer nada más subir a tu vehículo? La alta temperatura reinante te podría llevar a subir el aire acondicionado a tope. ¡Primer error! Al igual que el motor de tu automóvil, el sistema del aire acondicionado requiere de un tiempo o minutos precios para que “coja temperatura" y empiece a funcionar de forma óptima, por lo que ponerlo a tope nada más subirte a tu coche puede ser un mal hábito que forzaría al sistema, además de gastar una energía innecesaria.

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

Por ello, para que el aire caliente que al principio suelta el aire acondicionado se vaya disipando, puedes bajar la ventanilla del copiloto y abrir y cerrar varias veces la puerta del conductor. Para evitar una gran concentración de calor en el coche antes de usarlo, aparcarlo a la sombra o usar un parasol pueden ayudar a bajar unos cuantos grados la temperatura reinante en el habitáculo.

En el momento de arrancar el motor, puedes bajar un poco las ventanillas durante unos instantes y activa el aire acondicionado a poca velocidad/potencia. Pasados unos minutos, enseguida notarás que el aire que sale por los conductos de ventilación ya sale “fresquito". En este caso, con una puesta en funcionamiento baja y con la ligera bajada de las ventanillas, habrás ayudado a que el sistema del aire acondicionado haya empezado a funcionar de forma óptima.

RECIRCULACIÓN DEL AIRE: ¿SE HA DE HACER O NO?

Los expertos recomiendan que al empezar a usar el aire acondicionado lo mejor es hacerlo en la función automática que regula el flujo de aire y permite repartirlo de forma más o menos igual por todo el habitáculo. Por el contrario, si usas la función de recirculación los cristales se podrían empañar, algo que dificultaría la visión mientras conducimos y, aumentar, por tanto, la posibilidad de sufrir un accidente.

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

SALIDAS DE VENTILACIÓN/DIFUSORES: DÓNDE DEBEN DIRIGIRSE

De nuevo, la lógica en este caso puede ser una mala consejera, ya que con el calor reinante en el interior del coche lo primero que se nos vendría a la cabeza es dirigir los difusores/salidas de ventilación hacia nosotros. Sin embargo, los expertos recomiendan dirigirlos hacia arriba, de tal forma que se generase una especie de “efecto cortina" que facilitaría que el aire se repartiera por otras zonas del vehículo llegando de una forma más óptima a las plazas traseras, algo que agradecerían seguro los ocupantes de estos asientos.

AIRE ACONDICIONADO, VENTANILLAS BAJADAS… CÓMO INTERACTÚAN

El momento óptimo para bajar las ventanillas sería al principio, antes de arrancar el coche y empezar a activar el sistema de aire acondicionado (recuerda, a baja/media potencia, nunca al máximo). Sin embargo, debes recordar que circular con las ventanillas bajadas a partir de ciertas velocidades (a partir de 60-80 km/h) y con el sistema de aire acondicionado encendido es realmente ineficiente, ya que se produce un efecto aerodinámico negativo que hará aumentar el consumo de combustible.

AIRE ACONDICIONADO: MANTENIMIENTO Y CARGA

El filtro del aire es un elemento imprescindible para el correcto funcionamiento del aire acondicionado. El libro de mantenimiento y de revisiones técnicas del fabricante de cada vehículo recomienda cada cuánto tiempo o kilómetros cambiar el filtro del aire (lo habitual es que sea cada 15.000 km).

Por otro lado, las últimas recomendaciones de los expertos indican que la carga de gas del sistema del aire acondicionado del vehículo se debería realizar cada dos años.

TU COCHE NO ES UN FRIGORÍFICO

Pasar frío en el coche porque llevas puesto el aire acondicionado a temperaturas muy bajas (por debajo de 20 grados) no es lo más recomendable ni para su correcto funcionamiento ni para tu propia salud, ya que al salir al exterior (sobre todo en episodios de olas de calor en los que la temperatura ambiente se acerca o supera los 40 grados) se produce un gran contraste que te podría afectar a la larga en forma de un constipado o un resfriado.

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

Aire acondicionado del coche: con todos estos consejos evitarás una avería

En este aspecto, recurrimos a los expertos, quienes recomiendan que la temperatura óptima del aire acondicionado para viajar de forma cómoda y sin gastar mucho combustible es la que está comprendida entre 21 y 23 grados.

EL AIRE ACONDICIONADO Y SU INCIDENCIA EN EL GASTO DE COMBUSTIBLE

Los mecánicos y expertos en la materia indican que tener activado el aire acondicionado puede hacer subir el consumo de tu vehículo entre un 5 y un 20 por ciento, en los casos más extremos, lo que se traduce en un gasto de unas pocas décimas o incluso de 1 litro de combustible cada 100 kilómetros recorridos.

En cuanto al rendimiento del motor de tu vehículo, al tener activado el aire acondicionado este puede hacer restar una potencia que puede oscilar entre los 2 y los 15 CV, en función del automóvil y en función también del uso que estemos realizando del aire acondicionado. Si notas mucha pérdida de rendimiento de tu vehículo y el aire acondicionado no enfría del todo, seguramente tendrás que hacer una nueva carga o puedas tener una avería en forma de avería o pieza/piezas del circuito defectuosas.

Los trucos definitivos para ahorrar gasolina usando el aire acondicionado

Relacionado

Los trucos definitivos para ahorrar gasolina usando el aire acondicionado

Cómo usar el aire acondicionado sin que tu coche consuma más

Relacionado

Cómo usar el aire acondicionado sin que tu coche consuma más