Publicidad

Toyota nos devela su secreto: así se consume menos

La instrumentación del Toyota Auris Hybrid no es solo para hacer bonito. Te decimos trucos de conducción que Toyota enseña en sus cursos de formación.
Miguel García Puente.

Twitter: @Miguelgpuente -

Toyota nos devela su secreto: así se consume menos

Ya se había dado cuenta Juan Carlos durante el pasado fin de semana que en el Toyota Auris Híbrido la instrumentación del tiene más importancia de lo que parece. No importa que no lleve cuentarevoluciones, ni tengas control sobre cuándo arranca el motor y cuánto se revoluciona. (Bueno, es un decir, porque si aprendes a pisar muy suave el acelerador en ciudad parece mentira lo que puede cundir el eléctrico y lo mucho que puedes retrasar la entrada en funcionamiento del motor de gasolina).

Consumir poco con los Toyota híbridos: pisar poco no lo es todo

Lo más evidente para gastar poco es pisar despacito el acelerador y ganar velocidad muy paulatinamente al salir de de los semáforos. No significa arrancar el último, que a veces conviene ser el primero en avanzar esos primeros metros, sino intentar conseguir que toda la aceleración se haga con el motor eléctrico. Es increíble lo que cuesta iniciar la marcha, algo que ya sabes si alguna vez has tenido que empujar un coche: lo difícil es empezar a moverlo, cuando ya rueda requiere mucho menos esfuerzo. En un par de días usando un Toyota híbrido consigues "adivinar" cuánto pisar el pedal para que no se ponga en marcha el motor térmico antes de alcanzar los 30 km/h.

Conducir un Toyota Auris Hybrid como en la Fórmula Uno

¿Y si te decimos que la mejor manera de gastar poco en el Toyota Auris Hybrid es acelerar a fondo? No, no nos hemos equivocado. Es la misma técnica que emplean en la Fórmula Uno para ahorrar combustible, pero a la inversa. Sí, porque también los Fórmula Uno actuales son híbridos. Tan híbridos como aquellos Toyota campeones del mundo de Resistencia hasta que abandonaron este año el WEC. En los F-1 consistía en "levantar y planear", es decir, levantar el pie del acelerador antes de lo normal cuando llegas a la curva, para no frenar con los frenos sino con el motor eléctrico. Esta técnica también hay que aplicarla con el Toyota Auris Hybrid si se busca el mínimo consumo.

Lo más importante es a la hora de acelerar en una recta. Los F-1 aceleran a fondo y siguen y siguen, hasta que toca frenar. En el Toyota Auris Hybrid haremos, casi lo mismo que en el F-1. Pisaremos generosamente, con la aguja en la zona Power hasta alcanzar la velocidad deseada. Es lo que se intuía de ese uso "interruptor" del acelerador, que decía nuestro compañero Oscar sobre su experiencia con el Toyota Auris Hybrid.  

Pisar generosamente no siempre conlleva disparar el consumo en un híbrido

Sin embargo, nosotros no queremos acelerar sin fin como el F-1. Cuando el Auris híbrido alcanza la velocidad deseada (digamos 100 km/h), levantaremos el pie para que la aguja vuelva a modo Eco. ¿Y cómo se explica esto? Pues porque en un híbrido tenemos un as en la manga, el motor eléctrico. Mientras que estamos en la zona Power el motor eléctrico proporciona la máxima asistencia posible. De este modo el tiempo acelerando se acorta y, además, se habrá hecho con energía eléctrica obtenida del modo más eficiente posible. Sí, en un híbrido pisar generosamente puede traer a cuenta, al contrario que en un coche de combustión convencional.

Si encima decides que la velocidad a la que te quieres mover ronda los 70 km/h, entonces el Toyota Auris Hybrid lo bordará. Hasta 75 km/h en llano se mantiene en la zona eficiente del motor de combustión entre 1.200 y 2.100 rpm (cifras que nunca verás, porque no tiene cuentarevoluciones), que es lo que significa la primera mitad del marcador Eco.

Circular mientras permaneces en la zona Eco 1 (la primera mitad) es lo deseable para el consumo en un Toyota Auris Híbrido

Además, mientras haya batería, hasta 75 km/h podrás rodar en modo absolutamente eléctrico, por lo que también verás la aguja en eso modo Eco 1 (frente a la segunda mitad, el Eco 2) y el esperado símbolo del coche EV encendido.

Por cierto, al frenar házlo suavemente cuando sea posible. Frena tan suave cómo para que la aguja de "Charge" no llegue a tope, porque entonces tendrá que frenar con los frenos de disco de los coches "corrientes".  En modo de freno eléctrico el generador del Auris es muy potente, mucho más que la propia batería y a veces la batería tampoco necesita recibir tanta carga. Por eso hay que aprender a dosificar el freno, anticipándose, para recuperar mucha energía al ralentizar.

La ayuda Eco del Toyota Auris Hybrid

En la consola, situado entre los asientos, el botón Eco ayuda a conseguir que modules bien con el acelerador. Es un truco, pero una ayuda real. En lugar de hacer que tanto pisas, tanta potencia proporciona, en el modo Eco cuando pisas a mitad de recorrido apenas consigues la cuarta parte de la potencia disponible. Si sigues pisando, más allá de la mitad, entonces la llegada de potencia comienza a ser más rápida: no se hace extraño, porque para algo pisas, para sentir que llega potencia y que llega mucha. Es un truco, porque potencia solo hay la que hay, da igual que vayas en Power o en Eco, al llegar al final del recorrido del acelerador el Toyota Auris Hybrid da la misma potencia y acelera lo mismo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.