Publicidad

Volkswagen T-Cross: nuevo SUV para 2018 con la base del Seat Arona

Hasta 5 modelos SUV tendrá Volkswagen en su gama. El futuro T-Cross completará a mediados de 2018 la oferta, convirtiéndose en un Polo SUV con la plataforma del Seat Arona. Así será…
Jordi Moral.

Twitter: @jordimoralp Ilustraciones: Schulte. -

Volkswagen T-Cross: nuevo SUV para 2018 con la base del Seat Arona

Si una marca abandera la fiebre SUV, ésa puede ser Volkswagen. El fabricante alemán tiene prevista toda una ofensiva en la categoría que, a día de hoy, deber recibir todavía dos modelos más. A los conocidos Touareg, Tiguan y Tiguan Allspace (la variante de 7 plazas que arranca comercialización estos días) se unirán en 2018 el nuevo Volkswagen T-Roc (llega en enero) y el más desconocido T-Cross. Este último SUV, del que hoy te hablamos, tiene intención de llegar al mercado una vez pasado el próximo verano, por lo que el Salón de Ginebra en marzo podría ser el escenario elegido para su presentación oficial.

Mientras tanto, y gracias a las siempre fidedignas recreaciones de nuestro ilustrador Schulte, te avanzamos ya un adelanto muy real de cómo será este nuevo Volkswagen T-Cross. En la galería de fotos podrás ver todas las imágenes, mientras que en este artículo pasamos ya a detallarte con profundidad las principales claves de un pequeño SUV que, sin prometer ser revolucionario como todos los productos de Volkswagen en cuanto a estética, si aterrizará en un segmento que crece cada día y que va a ser muy competitivo con la inminente llegada de los Kia Stonic, Hyundai Kona o Seat Arona.VW T-Cross

VW T-Cross: plataforma de Polo y Seat Arona

Y precisamente con el Seat Arona nos quedamos. Sí, porque este nuevo Volkswagen T-Cross se estructurará, cómo no, a partir de la misma nueva plataforma MQB A0 de la que ya salen todos los nuevos coches pequeños del Grupo Volkswagen, y por supuesto, también el nuevo Polo, aunque convenientemente adaptada al formato de pequeño SUV como en el Arona. Con él por tanto compartirá base, componentes y motorizaciones.

El Volkswagen T-Cross llegará también con grandes noticias para el sector español, ya que, según avanzó la dirección de la marca hace algo más de un año, la variante SUV del Polo se fabricará junto al utilitario en la fábrica de Landaben, en Navarra. Allí, por primera vez saldrán simultáneamente dos modelos distintos para garantizar por completo su futuro industrial.

Centrándonos ya directamente en el producto en sí, el Volkswagen T-Cross ya fue anticipado en el pasado Salón de Ginebra a través del concepto T-Cross Breeze. Allí lo pudimos ver en una futurista variante SUV, de la que podría obtener una innovadora carrocería. Y es que ya se especula que este nuevo Polo SUV podría llegar más adelante también en una deportiva variante Coupé y en otra descapotable.VW Polo SUV

¿SUV por 17.000 euros?

De momento el T-Cross que veremos en las carreteras será, como hemos dicho, la expresión de VW del Seat Arona, por lo que medirá en torno a 4,10-4,15 metros para dejar espacio al poco más grande T-Roc ya con plataforma de compacto (4,23 metros). Como sucede con todos los modelos de la marca, no será el SUV más barato de su clase, pero sí propondrá un gran equilibrio entre calidad de realización, sofisticación y precio. Según anuncian nuestros siempre bien informados colegas alemanes de Auto Motor und Sport, la tarifa media del modelo estará en los 17.000 euros.

Dinámicamente, y siguiendo también la tendencia vista en el Seat Arona, el Volkswagen T-Cross será uno de los modelos más ligeros y ágiles de su clase, y llegará además junto a un buen equipamiento con lo último en sistemas de asistencia y conectividad. El interior tendrá un muy buen ambiente y un diseño similar al ya visto en el nuevo T-Roc (en la galería lo apreciarás), con una gran pantalla táctil en la consola central e instrumentación digital. El aislamiento y la comodidad de suspensiones serán otros atributos de un SUV que, a premium, casi podría lidiar con el Audi Q2.

Interior VW T-Roc

Los motores del VW T-Cross

Mecánicamente el nuevo T-Roc apostará a la conocida y más moderna gama de los últimos Volkswagen… y del Seat Arona. Es decir, en gasolina será el 1.0 TSI de sólo 3 cilindros el abanderado de la gama, y lo podremos ver tanto en versión de 95 como de 115 CV de potencia. Ya por encima es más que probable que llegue también el nuevo 1.5 TSI, con sistema de desconexión de cilindros y 150 CV.

En Diesel, la oferta se cerrará con el pequeño y eficaz 1.6 TDI. Tendrá dos niveles de potencia, uno con 95 CV y otro con 115 CV de potencia. Las versiones de acceso contarán presumiblemente con cambio manual, mientras que las superiores llegarán con los siempre eficaces cambios automáticos de doble embrague DSG. Aunque la mayoría de las variantes serán de tracción delantera, el T-Cross podría introducir como factor diferenciador en la categoría alguna versión con tracción total y más versátil para rodar fuera de asfalto.

De momento todo esto (que no es poco) podemos confirmar de un Volkswagen T-Cross que será la gran apuesta de la marca alemana para 2018. A comienzos de año empezaremos a completar esta información con datos ya oficiales.

También te puede interesar:

Todas las novedades de Volkswagen para final de año y 2018

Mientras tanto, y gracias a las siempre fidedignas recreaciones de nuestro ilustrador Schulte, te avanzamos ya un adelanto muy real de cómo será este nuevo Volkswagen T-Cross. En la galería de fotos podrás ver todas las imágenes, mientras que en este artículo pasamos ya a detallarte con profundidad las principales claves de un pequeño SUV que, sin prometer ser revolucionario como todos los productos de Volkswagen en cuanto a estética, si aterrizará en un segmento que crece cada día y que va a ser muy competitivo con la inminente llegada de los Kia Stonic, Hyundai Kona o Seat Arona.VW T-Cross

VW T-Cross: plataforma de Polo y Seat Arona

Y precisamente con el Seat Arona nos quedamos. Sí, porque este nuevo Volkswagen T-Cross se estructurará, cómo no, a partir de la misma nueva plataforma MQB A0 de la que ya salen todos los nuevos coches pequeños del Grupo Volkswagen, y por supuesto, también el nuevo Polo, aunque convenientemente adaptada al formato de pequeño SUV como en el Arona. Con él por tanto compartirá base, componentes y motorizaciones.

El Volkswagen T-Cross llegará también con grandes noticias para el sector español, ya que, según avanzó la dirección de la marca hace algo más de un año, la variante SUV del Polo se fabricará junto al utilitario en la fábrica de Landaben, en Navarra. Allí, por primera vez saldrán simultáneamente dos modelos distintos para garantizar por completo su futuro industrial.

Publicidad

Centrándonos ya directamente en el producto en sí, el Volkswagen T-Cross ya fue anticipado en el pasado Salón de Ginebra a través del concepto T-Cross Breeze. Allí lo pudimos ver en una futurista variante SUV, de la que podría obtener una innovadora carrocería. Y es que ya se especula que este nuevo Polo SUV podría llegar más adelante también en una deportiva variante Coupé y en otra descapotable.VW Polo SUV

¿SUV por 17.000 euros?

De momento el T-Cross que veremos en las carreteras será, como hemos dicho, la expresión de VW del Seat Arona, por lo que medirá en torno a 4,10-4,15 metros para dejar espacio al poco más grande T-Roc ya con plataforma de compacto (4,23 metros). Como sucede con todos los modelos de la marca, no será el SUV más barato de su clase, pero sí propondrá un gran equilibrio entre calidad de realización, sofisticación y precio. Según anuncian nuestros siempre bien informados colegas alemanes de Auto Motor und Sport, la tarifa media del modelo estará en los 17.000 euros.

Dinámicamente, y siguiendo también la tendencia vista en el Seat Arona, el Volkswagen T-Cross será uno de los modelos más ligeros y ágiles de su clase, y llegará además junto a un buen equipamiento con lo último en sistemas de asistencia y conectividad. El interior tendrá un muy buen ambiente y un diseño similar al ya visto en el nuevo T-Roc (en la galería lo apreciarás), con una gran pantalla táctil en la consola central e instrumentación digital. El aislamiento y la comodidad de suspensiones serán otros atributos de un SUV que, a premium, casi podría lidiar con el Audi Q2.

Publicidad

Interior VW T-Roc

Los motores del VW T-Cross

Mecánicamente el nuevo T-Roc apostará a la conocida y más moderna gama de los últimos Volkswagen… y del Seat Arona. Es decir, en gasolina será el 1.0 TSI de sólo 3 cilindros el abanderado de la gama, y lo podremos ver tanto en versión de 95 como de 115 CV de potencia. Ya por encima es más que probable que llegue también el nuevo 1.5 TSI, con sistema de desconexión de cilindros y 150 CV.

En Diesel, la oferta se cerrará con el pequeño y eficaz 1.6 TDI. Tendrá dos niveles de potencia, uno con 95 CV y otro con 115 CV de potencia. Las versiones de acceso contarán presumiblemente con cambio manual, mientras que las superiores llegarán con los siempre eficaces cambios automáticos de doble embrague DSG. Aunque la mayoría de las variantes serán de tracción delantera, el T-Cross podría introducir como factor diferenciador en la categoría alguna versión con tracción total y más versátil para rodar fuera de asfalto.

De momento todo esto (que no es poco) podemos confirmar de un Volkswagen T-Cross que será la gran apuesta de la marca alemana para 2018. A comienzos de año empezaremos a completar esta información con datos ya oficiales.

También te puede interesar:

Todas las novedades de Volkswagen para final de año y 2018

Publicidad

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.