Volkswagen Passat 2.0TDi DSG

Si los coches fueran como los futbolistas, el Passat puede que no reluciera bajo los focos como Beckham. Pero ahí está: tras sus líneas un tanto anodinas, tienes un derroche de centímetros, un motor resultón y un comportamiento basado en el Golf. En definitiva, un Volkswagen tan “galáctico" como puede ser un Audi A4.

Volkswagen Passat 2.0TDi DSG
Volkswagen Passat 2.0TDi DSG

La mecánica es la misma. El DSG también está disponible en este modelo. Comparte mucha tecnología... Por algo son “primos", pero no gemelos. El comprador del Passat puede disfrutar de un habitáculo más generoso y de más espacio interior. Los interesados en el A4 no encontrarán ninguna ventaja significativa, tan sólo esa sensación –muy “subjetiva"- de estar en un Audi. Le diferencian su suspensión hidroneumática, que unida a su suave motor HDI, le convierten en el más confortable de todos estos rivales. Sin embargo, no está tan bien acabado como el Passat. Eso sí, es el único que le puede plantar cara en desahogo del habitáculo. A su favor, el mejor precio de todos. No lo podrás disfrutar con cambio automático y sólo tiene 5 velocidades, en vez de las 6 de la mayoría de sus rivales. Sin embargo, la mecánica de este Accord es envidiable: realizada completamente en aluminio, no sólo le convierten en el modelo más rápido, sino también en el que menos consume.Tiene un planteamiento similar al del Passat: coche discreto, amplio, buen rodador y de cuidado interior. También permite montar un cambio automático: el Active Select, en esta ocasión de cinco velocidades. Sin embargo, el Opel es bastante más pequeño (estamos hablando de 17 centímetros más corto que el modelo de Volkswagen). En prestaciones, no hay notables diferencias, aunque la balanza se inclina a favor del Vectra: es un poco más rápido, recupera mejor y consume algo menos. Su diseño es el más personal de los modelos analizados. También tiene ese aire de “prestancia", pero que sabe combinar a la perfección con ciertos rasgos de coupé. Sin embargo, su estética pasa factura: tiene un habitáculo bastante más pequeño que el del Passat. Fíjate en los maleteros: 465 litros para el Peugeot frente a los 535 del Volkswagen. La mecánica es la misma. El DSG también está disponible en este modelo. Comparte mucha tecnología... Por algo son “primos", pero no gemelos. El comprador del Passat puede disfrutar de un habitáculo más generoso y de más espacio interior. Los interesados en el A4 no encontrarán ninguna ventaja significativa, tan sólo esa sensación –muy “subjetiva"- de estar en un Audi. Le diferencian su suspensión hidroneumática, que unida a su suave motor HDI, le convierten en el más confortable de todos estos rivales. Sin embargo, no está tan bien acabado como el Passat. Eso sí, es el único que le puede plantar cara en desahogo del habitáculo. A su favor, el mejor precio de todos. No lo podrás disfrutar con cambio automático y sólo tiene 5 velocidades, en vez de las 6 de la mayoría de sus rivales. Sin embargo, la mecánica de este Accord es envidiable: realizada completamente en aluminio, no sólo le convierten en el modelo más rápido, sino también en el que menos consume.Tiene un planteamiento similar al del Passat: coche discreto, amplio, buen rodador y de cuidado interior. También permite montar un cambio automático: el Active Select, en esta ocasión de cinco velocidades. Sin embargo, el Opel es bastante más pequeño (estamos hablando de 17 centímetros más corto que el modelo de Volkswagen). En prestaciones, no hay notables diferencias, aunque la balanza se inclina a favor del Vectra: es un poco más rápido, recupera mejor y consume algo menos. Su diseño es el más personal de los modelos analizados. También tiene ese aire de “prestancia", pero que sabe combinar a la perfección con ciertos rasgos de coupé. Sin embargo, su estética pasa factura: tiene un habitáculo bastante más pequeño que el del Passat. Fíjate en los maleteros: 465 litros para el Peugeot frente a los 535 del Volkswagen. La mecánica es la misma. El DSG también está disponible en este modelo. Comparte mucha tecnología... Por algo son “primos", pero no gemelos. El comprador del Passat puede disfrutar de un habitáculo más generoso y de más espacio interior. Los interesados en el A4 no encontrarán ninguna ventaja significativa, tan sólo esa sensación –muy “subjetiva"- de estar en un Audi. Le diferencian su suspensión hidroneumática, que unida a su suave motor HDI, le convierten en el más confortable de todos estos rivales. Sin embargo, no está tan bien acabado como el Passat. Eso sí, es el único que le puede plantar cara en desahogo del habitáculo. A su favor, el mejor precio de todos. No lo podrás disfrutar con cambio automático y sólo tiene 5 velocidades, en vez de las 6 de la mayoría de sus rivales. Sin embargo, la mecánica de este Accord es envidiable: realizada completamente en aluminio, no sólo le convierten en el modelo más rápido, sino también en el que menos consume.Tiene un planteamiento similar al del Passat: coche discreto, amplio, buen rodador y de cuidado interior. También permite montar un cambio automático: el Active Select, en esta ocasión de cinco velocidades. Sin embargo, el Opel es bastante más pequeño (estamos hablando de 17 centímetros más corto que el modelo de Volkswagen). En prestaciones, no hay notables diferencias, aunque la balanza se inclina a favor del Vectra: es un poco más rápido, recupera mejor y consume algo menos. Su diseño es el más personal de los modelos analizados. También tiene ese aire de “prestancia", pero que sabe combinar a la perfección con ciertos rasgos de coupé. Sin embargo, su estética pasa factura: tiene un habitáculo bastante más pequeño que el del Passat. Fíjate en los maleteros: 465 litros para el Peugeot frente a los 535 del Volkswagen. La mecánica es la misma. El DSG también está disponible en este modelo. Comparte mucha tecnología... Por algo son “primos", pero no gemelos. El comprador del Passat puede disfrutar de un habitáculo más generoso y de más espacio interior. Los interesados en el A4 no encontrarán ninguna ventaja significativa, tan sólo esa sensación –muy “subjetiva"- de estar en un Audi. Le diferencian su suspensión hidroneumática, que unida a su suave motor HDI, le convierten en el más confortable de todos estos rivales. Sin embargo, no está tan bien acabado como el Passat. Eso sí, es el único que le puede plantar cara en desahogo del habitáculo. A su favor, el mejor precio de todos. No lo podrás disfrutar con cambio automático y sólo tiene 5 velocidades, en vez de las 6 de la mayoría de sus rivales. Sin embargo, la mecánica de este Accord es envidiable: realizada completamente en aluminio, no sólo le convierten en el modelo más rápido, sino también en el que menos consume.Tiene un planteamiento similar al del Passat: coche discreto, amplio, buen rodador y de cuidado interior. También permite montar un cambio automático: el Active Select, en esta ocasión de cinco velocidades. Sin embargo, el Opel es bastante más pequeño (estamos hablando de 17 centímetros más corto que el modelo de Volkswagen). En prestaciones, no hay notables diferencias, aunque la balanza se inclina a favor del Vectra: es un poco más rápido, recupera mejor y consume algo menos. Su diseño es el más personal de los modelos analizados. También tiene ese aire de “prestancia", pero que sabe combinar a la perfección con ciertos rasgos de coupé. Sin embargo, su estética pasa factura: tiene un habitáculo bastante más pequeño que el del Passat. Fíjate en los maleteros: 465 litros para el Peugeot frente a los 535 del Volkswagen. La mecánica es la misma. El DSG también está disponible en este modelo. Comparte mucha tecnología... Por algo son “primos", pero no gemelos. El comprador del Passat puede disfrutar de un habitáculo más generoso y de más espacio interior. Los interesados en el A4 no encontrarán ninguna ventaja significativa, tan sólo esa sensación –muy “subjetiva"- de estar en un Audi. Le diferencian su suspensión hidroneumática, que unida a su suave motor HDI, le convierten en el más confortable de todos estos rivales. Sin embargo, no está tan bien acabado como el Passat. Eso sí, es el único que le puede plantar cara en desahogo del habitáculo. A su favor, el mejor precio de todos. No lo podrás disfrutar con cambio automático y sólo tiene 5 velocidades, en vez de las 6 de la mayoría de sus rivales. Sin embargo, la mecánica de este Accord es envidiable: realizada completamente en aluminio, no sólo le convierten en el modelo más rápido, sino también en el que menos consume.Tiene un planteamiento similar al del Passat: coche discreto, amplio, buen rodador y de cuidado interior. También permite montar un cambio automático: el Active Select, en esta ocasión de cinco velocidades. Sin embargo, el Opel es bastante más pequeño (estamos hablando de 17 centímetros más corto que el modelo de Volkswagen). En prestaciones, no hay notables diferencias, aunque la balanza se inclina a favor del Vectra: es un poco más rápido, recupera mejor y consume algo menos. Su diseño es el más personal de los modelos analizados. También tiene ese aire de “prestancia", pero que sabe combinar a la perfección con ciertos rasgos de coupé. Sin embargo, su estética pasa factura: tiene un habitáculo bastante más pequeño que el del Passat. Fíjate en los maleteros: 465 litros para el Peugeot frente a los 535 del Volkswagen.

Los mejores vídeos