Volksvagen Golf 1.9 TDI DSG

La llegada del cambio DSG a los modelos con motores Diesel ha supuesto un verdadero salto cualitativo en cuanto a comodidad, deportividad y eficacia de uso. Un claro ejemplo lo tenemos en este interesante Golf 1.9 TDI de 105 CV.

No es el rival más adecuado para el Golf, aunque es una de las pocas alternativas que existen a los compactos con mecánica Diesel y cambio automático. El modelo bávaro presenta una configuración muy particular, con sistema de propulsión posterior y 115 CV de potencia. Con un tacto muy deportivo y preciso, en el Compact hay que desembolsar 2.000 euros adicionales para disponer de cambio automático, lo que lo sitúa en clara desventaja frente al Golf DSG.Tampoco es el candidato ideal para competir con el Golf, pero es otra de las alternativas que contemplan motor Diesel con cambio automático, puesto que el C Sportcoupé supera con creces los 32.000 euros de tarifa. A la espera de la inminente nueva Clase A de Mercedes, este 170 desarrolla una potencia de 95 CV, con lo que las prestaciones son significativamente inferiores a las del Golf.Aunque con otro tipo de carrocería, más de tipo monovolumen, el enemigo juega en casa. A la espera del nuevo León, el Altea es la opción más similar al Golf en casi todos los apartados, tipo de combustible, cambio DSG y precio similar, si bien esta variante de 2.0 desarrolla una potencia de 140 CV, la misma que el hermano mayor del Golf TDI DSG.No es el rival más adecuado para el Golf, aunque es una de las pocas alternativas que existen a los compactos con mecánica Diesel y cambio automático. El modelo bávaro presenta una configuración muy particular, con sistema de propulsión posterior y 115 CV de potencia. Con un tacto muy deportivo y preciso, en el Compact hay que desembolsar 2.000 euros adicionales para disponer de cambio automático, lo que lo sitúa en clara desventaja frente al Golf DSG.Tampoco es el candidato ideal para competir con el Golf, pero es otra de las alternativas que contemplan motor Diesel con cambio automático, puesto que el C Sportcoupé supera con creces los 32.000 euros de tarifa. A la espera de la inminente nueva Clase A de Mercedes, este 170 desarrolla una potencia de 95 CV, con lo que las prestaciones son significativamente inferiores a las del Golf.Aunque con otro tipo de carrocería, más de tipo monovolumen, el enemigo juega en casa. A la espera del nuevo León, el Altea es la opción más similar al Golf en casi todos los apartados, tipo de combustible, cambio DSG y precio similar, si bien esta variante de 2.0 desarrolla una potencia de 140 CV, la misma que el hermano mayor del Golf TDI DSG.No es el rival más adecuado para el Golf, aunque es una de las pocas alternativas que existen a los compactos con mecánica Diesel y cambio automático. El modelo bávaro presenta una configuración muy particular, con sistema de propulsión posterior y 115 CV de potencia. Con un tacto muy deportivo y preciso, en el Compact hay que desembolsar 2.000 euros adicionales para disponer de cambio automático, lo que lo sitúa en clara desventaja frente al Golf DSG.Tampoco es el candidato ideal para competir con el Golf, pero es otra de las alternativas que contemplan motor Diesel con cambio automático, puesto que el C Sportcoupé supera con creces los 32.000 euros de tarifa. A la espera de la inminente nueva Clase A de Mercedes, este 170 desarrolla una potencia de 95 CV, con lo que las prestaciones son significativamente inferiores a las del Golf.Aunque con otro tipo de carrocería, más de tipo monovolumen, el enemigo juega en casa. A la espera del nuevo León, el Altea es la opción más similar al Golf en casi todos los apartados, tipo de combustible, cambio DSG y precio similar, si bien esta variante de 2.0 desarrolla una potencia de 140 CV, la misma que el hermano mayor del Golf TDI DSG.No es el rival más adecuado para el Golf, aunque es una de las pocas alternativas que existen a los compactos con mecánica Diesel y cambio automático. El modelo bávaro presenta una configuración muy particular, con sistema de propulsión posterior y 115 CV de potencia. Con un tacto muy deportivo y preciso, en el Compact hay que desembolsar 2.000 euros adicionales para disponer de cambio automático, lo que lo sitúa en clara desventaja frente al Golf DSG.Tampoco es el candidato ideal para competir con el Golf, pero es otra de las alternativas que contemplan motor Diesel con cambio automático, puesto que el C Sportcoupé supera con creces los 32.000 euros de tarifa. A la espera de la inminente nueva Clase A de Mercedes, este 170 desarrolla una potencia de 95 CV, con lo que las prestaciones son significativamente inferiores a las del Golf.Aunque con otro tipo de carrocería, más de tipo monovolumen, el enemigo juega en casa. A la espera del nuevo León, el Altea es la opción más similar al Golf en casi todos los apartados, tipo de combustible, cambio DSG y precio similar, si bien esta variante de 2.0 desarrolla una potencia de 140 CV, la misma que el hermano mayor del Golf TDI DSG.