Peugeot 307: la nueva gama

Con tres años y medio en el mercado, el 307 necesitaba una pequeña cura de rejuvenecimiento. Y eso es lo que Peugeot nos acaba de presentar: un lifting que ha estirado la cara del modelo y, de paso, le dado un par de toques a la trasera. De nuevo atractivo para seguir captando compradores.

Peugeot 307: la nueva gama
Peugeot 307: la nueva gama

La marca del león está contenta. Estos últimos tiempos le están siendo propicios: cifras crecientes de ventas, nuevos proyectos en solitario (1007) y en coalición con competidores (107), apertura de nuevos mercados (Europa del Este, China)… Hoy, en medio de esa vorágine creadora, Peugeot nos presenta el vestido nuevo de una de sus estrellas: el 307, su modelo fajador en el segmento más competido, el de los compactos de 4 metros (que ha crecido y ya va más bien por los 4,20). Nacido en 2001 (se puso a la venta en el mes de mayo), el 307 lleva vendidas en todo el mundo 2,2 millones de unidades, el 55 por ciento de ellas con motor Diesel. En el competido mundo de la fabricación de coches no vale mucho eso de “si algo funciona, no lo toques", pero hay que calibrar mucho los cambios que se realizan para que el éxito de un modelo no se convierta en fracaso (o en un éxito menor, que viene a ser lo mismo), así que en Peugeot en realidad no han tocado su 307, sólo lo ha “retocado": realce por delante y luces por detrás. Los responsables de la marca explican la necesidad del cambio con dos argumentos: por un lado, necesitaban reforzar la posición del 307 frente a los competidores de su segmento de mercado (que ahora, según las cuentas de Peugeot, son unos 49); por otro lado, con el lanzamiento del 407 se redefinieron los códigos estéticos de la marca y el 307 debía homogeneizarse con sus compañeros.En las fotos que te ofrecemos bajo estas líneas puedes ver cómo ha cambiado el coche en el morro y en la zaga; ahí tienes el antes y el ahora y puedes juzgar el grado de acierto que los diseñadores han tenido en su tarea. Si observas bien, en la delantera los faros se han estirado hacia los retrovisores –sí, como una especie de lifting facial- y las luces antiniebla se embellecen con cromados, justo debajo de una parrilla más visible. El morro se prolonga hacia los lados, como invadiéndolos un poco, de forma que visualmente se ensancha y da a la cara del 307 un aspecto más achatado. Por detrás, sólo los grupos ópticos cambian de forma.Los faros constituyen una novedad estética, pero también tecnológica. Por fuera, más de 12 cm de cristal prolongándose hacia los retrovisores; por dentro, se componen de tres elementos: luces largas y de posición en la parte inferior, indicador de dirección en la parte superior y luces de cruce en la parte central. Estas últimas exhiben nueva tecnología; son elípticas y proporcionan una iluminación de calidad, homogénea y más amplia. Como opción, pueden ser de xenón y van acompañadas de lavafaros y de un sensor que ajusta automáticamente la altura del haz de luz en función de la carga y del asiento del vehículo, evitando producir deslumbramientos. Los grupos ópticos traseros, con máscara cromada roja, adoptan una atractiva apariencia de diodos.
En el interior, el salpicadero renueva su estética -la parte funcional no varía- con pequeños detalles, algunos de ellos heredados de la versión CC. En el tablero destacan ahora embellecedores cromados, un tono de gris que la marca denomina “gris León" y nuevos mandos para la calefacción, el aire acondicionado y la radio. Algunas versiones cuentan con volante deportivo e instrumentación con fondo blanco y agujas rojas (entre ellas el Féline, un 307 con motor de 2 litros y equipamiento deportivo que no vendrá a España, al menos de momento).En el apartado de seguridad, hasta 6 airbags, los laterales ahora con un nuevo sistema de despliegue que protege también el tórax. Son de nuevo diseño los reposacabezas, con un perfil que intenta aumentar la protección de la nuca y soportes mejorados para que actúen con mayor eficacia en caso de impacto por detrás (y eviten así el temido latigazo cervical). Mezcla de seguridad y estética, el pack de llantas de aluminio incluye un sistema de detección de inflado insuficiente de los neumáticos.Por lo que respecta al equipamiento de confort, el aire acondicionado bizona, con control de temperatura independiente en el lado derecho y en el izquierdo, funciona ahora de manera más “ecológica". Su compresor de control externo tiene en cuenta la temperatura ambiente, la compara con la que el usuario le ha demandado y genera justo el frío necesario, en lugar de enfriar fuertemente la temperatura del aire y luego recalentarlo hasta la obtención de la temperatura demandada, como se hacía antes. De esta forma se limita el consumo medio de carburante. El 307 dispone también opcionalmente de un kit de manos libres Bluetooth –el que inauguró el 607-.En la gama de motores se integran dos nuevas versiones de gasolina, con lo que la nueva gama dispondrá de cuatro. Ya existían el 1.6 de 109 CV y un 2.0 de 180 CV; a ellos se une ahora un 2.0 más, con 140 CV, y el 1.4 de 89 CV. En versiones Diesel, los HDI serán tres: 1.6 de 90 CV, 1.6 de 110 CV y un 2.0 de 136 CV y provisto de filtro de partículas (estos dos últimos ya existían). Desaparece el viejo 2.0 HDI de 90 CV. Se combinarán con dos tipos de caja: manual de 5 ó 6 velocidades y automática tiptronic, esta última sólo para las versiones de gasolina.La nueva gama del Peugeot 307 se compone de 6 variantes, aunque sólo cinco se venden en Europa, ya que la sexta se fabrica en China y sólo para ese mercado:

*Una berlina de tres puertas y cinco plazas.
*Una berlina de cinco puertas y cinco plazas.
*Un coupé cabriolet CC con cuatro plazas.
*Un break de cinco puertas y cinco plazas.
*Un familiar SW, con cinco puertas y siete plazas potenciales.
*Una berlina trivolumen de cinco plazas (made in China).
La marca del león está contenta. Estos últimos tiempos le están siendo propicios: cifras crecientes de ventas, nuevos proyectos en solitario (1007) y en coalición con competidores (107), apertura de nuevos mercados (Europa del Este, China)… Hoy, en medio de esa vorágine creadora, Peugeot nos presenta el vestido nuevo de una de sus estrellas: el 307, su modelo fajador en el segmento más competido, el de los compactos de 4 metros (que ha crecido y ya va más bien por los 4,20). Nacido en 2001 (se puso a la venta en el mes de mayo), el 307 lleva vendidas en todo el mundo 2,2 millones de unidades, el 55 por ciento de ellas con motor Diesel. En el competido mundo de la fabricación de coches no vale mucho eso de “si algo funciona, no lo toques", pero hay que calibrar mucho los cambios que se realizan para que el éxito de un modelo no se convierta en fracaso (o en un éxito menor, que viene a ser lo mismo), así que en Peugeot en realidad no han tocado su 307, sólo lo ha “retocado": realce por delante y luces por detrás. Los responsables de la marca explican la necesidad del cambio con dos argumentos: por un lado, necesitaban reforzar la posición del 307 frente a los competidores de su segmento de mercado (que ahora, según las cuentas de Peugeot, son unos 49); por otro lado, con el lanzamiento del 407 se redefinieron los códigos estéticos de la marca y el 307 debía homogeneizarse con sus compañeros.En las fotos que te ofrecemos bajo estas líneas puedes ver cómo ha cambiado el coche en el morro y en la zaga; ahí tienes el antes y el ahora y puedes juzgar el grado de acierto que los diseñadores han tenido en su tarea. Si observas bien, en la delantera los faros se han estirado hacia los retrovisores –sí, como una especie de lifting facial- y las luces antiniebla se embellecen con cromados, justo debajo de una parrilla más visible. El morro se prolonga hacia los lados, como invadiéndolos un poco, de forma que visualmente se ensancha y da a la cara del 307 un aspecto más achatado. Por detrás, sólo los grupos ópticos cambian de forma.Los faros constituyen una novedad estética, pero también tecnológica. Por fuera, más de 12 cm de cristal prolongándose hacia los retrovisores; por dentro, se componen de tres elementos: luces largas y de posición en la parte inferior, indicador de dirección en la parte superior y luces de cruce en la parte central. Estas últimas exhiben nueva tecnología; son elípticas y proporcionan una iluminación de calidad, homogénea y más amplia. Como opción, pueden ser de xenón y van acompañadas de lavafaros y de un sensor que ajusta automáticamente la altura del haz de luz en función de la carga y del asiento del vehículo, evitando producir deslumbramientos. Los grupos ópticos traseros, con máscara cromada roja, adoptan una atractiva apariencia de diodos.
En el interior, el salpicadero renueva su estética -la parte funcional no varía- con pequeños detalles, algunos de ellos heredados de la versión CC. En el tablero destacan ahora embellecedores cromados, un tono de gris que la marca denomina “gris León" y nuevos mandos para la calefacción, el aire acondicionado y la radio. Algunas versiones cuentan con volante deportivo e instrumentación con fondo blanco y agujas rojas (entre ellas el Féline, un 307 con motor de 2 litros y equipamiento deportivo que no vendrá a España, al menos de momento).En el apartado de seguridad, hasta 6 airbags, los laterales ahora con un nuevo sistema de despliegue que protege también el tórax. Son de nuevo diseño los reposacabezas, con un perfil que intenta aumentar la protección de la nuca y soportes mejorados para que actúen con mayor eficacia en caso de impacto por detrás (y eviten así el temido latigazo cervical). Mezcla de seguridad y estética, el pack de llantas de aluminio incluye un sistema de detección de inflado insuficiente de los neumáticos.Por lo que respecta al equipamiento de confort, el aire acondicionado bizona, con control de temperatura independiente en el lado derecho y en el izquierdo, funciona ahora de manera más “ecológica". Su compresor de control externo tiene en cuenta la temperatura ambiente, la compara con la que el usuario le ha demandado y genera justo el frío necesario, en lugar de enfriar fuertemente la temperatura del aire y luego recalentarlo hasta la obtención de la temperatura demandada, como se hacía antes. De esta forma se limita el consumo medio de carburante. El 307 dispone también opcionalmente de un kit de manos libres Bluetooth –el que inauguró el 607-.En la gama de motores se integran dos nuevas versiones de gasolina, con lo que la nueva gama dispondrá de cuatro. Ya existían el 1.6 de 109 CV y un 2.0 de 180 CV; a ellos se une ahora un 2.0 más, con 140 CV, y el 1.4 de 89 CV. En versiones Diesel, los HDI serán tres: 1.6 de 90 CV, 1.6 de 110 CV y un 2.0 de 136 CV y provisto de filtro de partículas (estos dos últimos ya existían). Desaparece el viejo 2.0 HDI de 90 CV. Se combinarán con dos tipos de caja: manual de 5 ó 6 velocidades y automática tiptronic, esta última sólo para las versiones de gasolina.La nueva gama del Peugeot 307 se compone de 6 variantes, aunque sólo cinco se venden en Europa, ya que la sexta se fabrica en China y sólo para ese mercado:

*Una berlina de tres puertas y cinco plazas.
*Una berlina de cinco puertas y cinco plazas.
*Un coupé cabriolet CC con cuatro plazas.
*Un break de cinco puertas y cinco plazas.
*Un familiar SW, con cinco puertas y siete plazas potenciales.
*Una berlina trivolumen de cinco plazas (made in China).