Fiat Grande Punto

Ya está a la venta el nuevo modelo de Fiat, a partir de 10.400 euros, en dos carrocerías y seis mecánicas diferentes: dos de gasolina y cuatro Diesel. La gama de potencias arranca en 65 CV y llega hasta los 130, aunque está prevista una variante de 180 CV gasolina para mediados de 2006.

Fiat Grande Punto
Fiat Grande Punto

El incremento de tamaño que están experimentando los modelos del segmento B o utilitarios es espectacular. Tanto es así, que Fiat piensa que podrá arañar ventas del segmento inmediatamente superior, el de los compactos, ya que su nuevo modelo supera los cuatro metros de longitud. Grande Punto, nombre elegido para el nuevo modelo y que en español no suena demasiado bien, ya no es un vehículo tan urbano, mide 23 centímetros más que la versión precedente. Ahora, alcanza 4,03 metros de largo, 1,68 de ancho y 1,49 de alto y dispone de una batalla alargada en 5 centímetros, alcanzando 2,51 metros, lo que proporciona un interior más amplio y habitable.El diseño es fruto de Giugiaro -se nota claramente en algunas formas y pliegues de la carrocería (Daewoo/Chevrolet Lacetti)- en colaboración con el Centro Stile Fiat. Como en la versión precedente, se sigue apostando por las formas curvas, pero se han suavizado y armonizado en todo el conjunto para proporcionar una línea elegante, deportiva y musculosa. Llama la atención especialmente el frontal “Maserati", con faros almendrados y predominante parrilla delantera, fina y elegante. También realzan las líneas deportivas los grandes retrovisores exteriores “tipo monoplaza", las enormes llantas de aleación (el mínimo es de 15 pulgadas con neumáticos 175/65), que pueden llegar hasta 205/45 sobre llanta de 17 pulgadas en la variante más potente de 130 CV.A diferencia de las versiones de tres y cinco puertas de la generación anterior, ahora hay menos diferencias estéticas entre ambas, pues se ha conservado la misma inclinación del portón posterior y se ha falsificado la curvatura de las ventanillas de las puertas posteriores con un embellecedor de color negro que simula la forma de las ventanillas de la versión de tres puertas.Su perfil es ascendente y se ve claramente realzado por la inclusión de una pequeña ventanilla delantera bajo el montante del parabrisas, que proporciona continuidad a toda la zona acristalada del lateral.La parte posterior mantiene algunos rasgos característicos del anterior Punto, como los grupos ópticos posteriores situados en posición elevada, en los montante de la carrocería, pero deja una zona amplia de chapa, limpia y curvada que se funde con los grandes paragolpes posteriores. Al más puro estilo Alfa Romeo, los estrechos grupos ópticos inferiores (antiniebla y marcha atrás) se encuentran encastrados en la parte más baja del paragolpes, muy camuflados. Nos ha llamado mucho la atención el nuevo y original logotipo “Punto": la “P" se ha sustituido por un personaje, Mr. Dot, el Señor Punto, que adopta la postura de conducción de forma simpática. Uno de los puntos primordiales del pliego de condiciones del modelo era disponer de un habitáculo amplio y ergonómico que permitiera cierta holgura interior para poder disfrutar del vehículo en carretera. Para mejorar la vida a bordo se diseñó un habitáculo luminoso, sencillo y limpio, con formas muy suaves. Prueba de ello es el nuevo tablero de instrumentos, que, aunque mantiene las formas del anterior en el cuadro de instrumentos y sistema de climatización, dispone de una amplia consola central, bien organizada, rematada por una franja pintada del mismo color de la carrocería, como ya conocimos en el Fiat Coupé de hace unos años.Se han diseñado nuevos asientos delanteros que ocupan menos espacio en cuanto a grosor del respaldo y se han incluido algunas funcionalidades nuevas en materia de confort, como climatizador automático bizona, equipos de sonido y telemática, techo acristalado skydome, volante regulable en altura y profundidad a partir de los acabados Dynamic, etc. El interior ha mejorado bastante, pero siguen existiendo plásticos de aspecto mejorable, sobre todo en la parte superior del salpicadero, donde se emplea plástico rígido, que no contribuye a la absorción de ruidos (en el nuevo Clio o en el SEAT Ibiza se utiliza el material “slush" de tacto esponjoso y color mate antirreflejo. No obstante, la impresión general es buena y hay sensación de amplitud.En cuanto al maletero, anuncia 275 litros de capacidad. No llega a los valores del nuevo Clio, pero podemos calificarlo como bueno para un modelo de este segmento.Las versiones que pudimos ver en la toma de contacto del modelo contaban con kit antipinchazos, aunque la marca asegura que se entregarán con rueda de repuesto normal y con neumático de las mismas características iguales a las de serie (a excepción del 1.9 MTJ de 130 CV, que incluye un equipo de reparación Fix & Go, por motivo de incompatibilidad con el tamaño del hueco). El Fiat Grande Punto ha logrado las cinco estrellas EuroNCAP en seguridad de ocupantes frente a impactos, tres en protección a peatones y otras tres en protección a niños, gracias al equipamiento en materia de seguridad, que incluye ABS de serie en toda la gama, airbag frontales y de cortina (los laterales delanteros son de serie a partir del acabado Dynamic), asientos Isofix, empleo de aceros de alta resistencia en la estructura principal de la carrocería, etc. El ESP es de serie en las versiones de 120 y 130 CV Diesel y opcional en todas las demás, excepto en el básico Active, que no lo puede llevar. El control de estabilidad trae aparejado control de tracción, antipatinamiento en retención y sistema Hill Holder: cuando se para en una pendiente, mantiene la presión sobre las pinzas de freno delanteras durante 1,5 segundos, para que el coche no se vaya hacia atrás y facilite las arrancadas.El incremento de tamaño que están experimentando los modelos del segmento B o utilitarios es espectacular. Tanto es así, que Fiat piensa que podrá arañar ventas del segmento inmediatamente superior, el de los compactos, ya que su nuevo modelo supera los cuatro metros de longitud. Grande Punto, nombre elegido para el nuevo modelo y que en español no suena demasiado bien, ya no es un vehículo tan urbano, mide 23 centímetros más que la versión precedente. Ahora, alcanza 4,03 metros de largo, 1,68 de ancho y 1,49 de alto y dispone de una batalla alargada en 5 centímetros, alcanzando 2,51 metros, lo que proporciona un interior más amplio y habitable.El diseño es fruto de Giugiaro -se nota claramente en algunas formas y pliegues de la carrocería (Daewoo/Chevrolet Lacetti)- en colaboración con el Centro Stile Fiat. Como en la versión precedente, se sigue apostando por las formas curvas, pero se han suavizado y armonizado en todo el conjunto para proporcionar una línea elegante, deportiva y musculosa. Llama la atención especialmente el frontal “Maserati", con faros almendrados y predominante parrilla delantera, fina y elegante. También realzan las líneas deportivas los grandes retrovisores exteriores “tipo monoplaza", las enormes llantas de aleación (el mínimo es de 15 pulgadas con neumáticos 175/65), que pueden llegar hasta 205/45 sobre llanta de 17 pulgadas en la variante más potente de 130 CV.A diferencia de las versiones de tres y cinco puertas de la generación anterior, ahora hay menos diferencias estéticas entre ambas, pues se ha conservado la misma inclinación del portón posterior y se ha falsificado la curvatura de las ventanillas de las puertas posteriores con un embellecedor de color negro que simula la forma de las ventanillas de la versión de tres puertas.Su perfil es ascendente y se ve claramente realzado por la inclusión de una pequeña ventanilla delantera bajo el montante del parabrisas, que proporciona continuidad a toda la zona acristalada del lateral.La parte posterior mantiene algunos rasgos característicos del anterior Punto, como los grupos ópticos posteriores situados en posición elevada, en los montante de la carrocería, pero deja una zona amplia de chapa, limpia y curvada que se funde con los grandes paragolpes posteriores. Al más puro estilo Alfa Romeo, los estrechos grupos ópticos inferiores (antiniebla y marcha atrás) se encuentran encastrados en la parte más baja del paragolpes, muy camuflados. Nos ha llamado mucho la atención el nuevo y original logotipo “Punto": la “P" se ha sustituido por un personaje, Mr. Dot, el Señor Punto, que adopta la postura de conducción de forma simpática. Uno de los puntos primordiales del pliego de condiciones del modelo era disponer de un habitáculo amplio y ergonómico que permitiera cierta holgura interior para poder disfrutar del vehículo en carretera. Para mejorar la vida a bordo se diseñó un habitáculo luminoso, sencillo y limpio, con formas muy suaves. Prueba de ello es el nuevo tablero de instrumentos, que, aunque mantiene las formas del anterior en el cuadro de instrumentos y sistema de climatización, dispone de una amplia consola central, bien organizada, rematada por una franja pintada del mismo color de la carrocería, como ya conocimos en el Fiat Coupé de hace unos años.Se han diseñado nuevos asientos delanteros que ocupan menos espacio en cuanto a grosor del respaldo y se han incluido algunas funcionalidades nuevas en materia de confort, como climatizador automático bizona, equipos de sonido y telemática, techo acristalado skydome, volante regulable en altura y profundidad a partir de los acabados Dynamic, etc. El interior ha mejorado bastante, pero siguen existiendo plásticos de aspecto mejorable, sobre todo en la parte superior del salpicadero, donde se emplea plástico rígido, que no contribuye a la absorción de ruidos (en el nuevo Clio o en el SEAT Ibiza se utiliza el material “slush" de tacto esponjoso y color mate antirreflejo. No obstante, la impresión general es buena y hay sensación de amplitud.En cuanto al maletero, anuncia 275 litros de capacidad. No llega a los valores del nuevo Clio, pero podemos calificarlo como bueno para un modelo de este segmento.Las versiones que pudimos ver en la toma de contacto del modelo contaban con kit antipinchazos, aunque la marca asegura que se entregarán con rueda de repuesto normal y con neumático de las mismas características iguales a las de serie (a excepción del 1.9 MTJ de 130 CV, que incluye un equipo de reparación Fix & Go, por motivo de incompatibilidad con el tamaño del hueco). El Fiat Grande Punto ha logrado las cinco estrellas EuroNCAP en seguridad de ocupantes frente a impactos, tres en protección a peatones y otras tres en protección a niños, gracias al equipamiento en materia de seguridad, que incluye ABS de serie en toda la gama, airbag frontales y de cortina (los laterales delanteros son de serie a partir del acabado Dynamic), asientos Isofix, empleo de aceros de alta resistencia en la estructura principal de la carrocería, etc. El ESP es de serie en las versiones de 120 y 130 CV Diesel y opcional en todas las demás, excepto en el básico Active, que no lo puede llevar. El control de estabilidad trae aparejado control de tracción, antipatinamiento en retención y sistema Hill Holder: cuando se para en una pendiente, mantiene la presión sobre las pinzas de freno delanteras durante 1,5 segundos, para que el coche no se vaya hacia atrás y facilite las arrancadas.El incremento de tamaño que están experimentando los modelos del segmento B o utilitarios es espectacular. Tanto es así, que Fiat piensa que podrá arañar ventas del segmento inmediatamente superior, el de los compactos, ya que su nuevo modelo supera los cuatro metros de longitud. Grande Punto, nombre elegido para el nuevo modelo y que en español no suena demasiado bien, ya no es un vehículo tan urbano, mide 23 centímetros más que la versión precedente. Ahora, alcanza 4,03 metros de largo, 1,68 de ancho y 1,49 de alto y dispone de una batalla alargada en 5 centímetros, alcanzando 2,51 metros, lo que proporciona un interior más amplio y habitable.El diseño es fruto de Giugiaro -se nota claramente en algunas formas y pliegues de la carrocería (Daewoo/Chevrolet Lacetti)- en colaboración con el Centro Stile Fiat. Como en la versión precedente, se sigue apostando por las formas curvas, pero se han suavizado y armonizado en todo el conjunto para proporcionar una línea elegante, deportiva y musculosa. Llama la atención especialmente el frontal “Maserati", con faros almendrados y predominante parrilla delantera, fina y elegante. También realzan las líneas deportivas los grandes retrovisores exteriores “tipo monoplaza", las enormes llantas de aleación (el mínimo es de 15 pulgadas con neumáticos 175/65), que pueden llegar hasta 205/45 sobre llanta de 17 pulgadas en la variante más potente de 130 CV.A diferencia de las versiones de tres y cinco puertas de la generación anterior, ahora hay menos diferencias estéticas entre ambas, pues se ha conservado la misma inclinación del portón posterior y se ha falsificado la curvatura de las ventanillas de las puertas posteriores con un embellecedor de color negro que simula la forma de las ventanillas de la versión de tres puertas.Su perfil es ascendente y se ve claramente realzado por la inclusión de una pequeña ventanilla delantera bajo el montante del parabrisas, que proporciona continuidad a toda la zona acristalada del lateral.La parte posterior mantiene algunos rasgos característicos del anterior Punto, como los grupos ópticos posteriores situados en posición elevada, en los montante de la carrocería, pero deja una zona amplia de chapa, limpia y curvada que se funde con los grandes paragolpes posteriores. Al más puro estilo Alfa Romeo, los estrechos grupos ópticos inferiores (antiniebla y marcha atrás) se encuentran encastrados en la parte más baja del paragolpes, muy camuflados. Nos ha llamado mucho la atención el nuevo y original logotipo “Punto": la “P" se ha sustituido por un personaje, Mr. Dot, el Señor Punto, que adopta la postura de conducción de forma simpática. Uno de los puntos primordiales del pliego de condiciones del modelo era disponer de un habitáculo amplio y ergonómico que permitiera cierta holgura interior para poder disfrutar del vehículo en carretera. Para mejorar la vida a bordo se diseñó un habitáculo luminoso, sencillo y limpio, con formas muy suaves. Prueba de ello es el nuevo tablero de instrumentos, que, aunque mantiene las formas del anterior en el cuadro de instrumentos y sistema de climatización, dispone de una amplia consola central, bien organizada, rematada por una franja pintada del mismo color de la carrocería, como ya conocimos en el Fiat Coupé de hace unos años.Se han diseñado nuevos asientos delanteros que ocupan menos espacio en cuanto a grosor del respaldo y se han incluido algunas funcionalidades nuevas en materia de confort, como climatizador automático bizona, equipos de sonido y telemática, techo acristalado skydome, volante regulable en altura y profundidad a partir de los acabados Dynamic, etc. El interior ha mejorado bastante, pero siguen existiendo plásticos de aspecto mejorable, sobre todo en la parte superior del salpicadero, donde se emplea plástico rígido, que no contribuye a la absorción de ruidos (en el nuevo Clio o en el SEAT Ibiza se utiliza el material “slush" de tacto esponjoso y color mate antirreflejo. No obstante, la impresión general es buena y hay sensación de amplitud.En cuanto al maletero, anuncia 275 litros de capacidad. No llega a los valores del nuevo Clio, pero podemos calificarlo como bueno para un modelo de este segmento.Las versiones que pudimos ver en la toma de contacto del modelo contaban con kit antipinchazos, aunque la marca asegura que se entregarán con rueda de repuesto normal y con neumático de las mismas características iguales a las de serie (a excepción del 1.9 MTJ de 130 CV, que incluye un equipo de reparación Fix & Go, por motivo de incompatibilidad con el tamaño del hueco). El Fiat Grande Punto ha logrado las cinco estrellas EuroNCAP en seguridad de ocupantes frente a impactos, tres en protección a peatones y otras tres en protección a niños, gracias al equipamiento en materia de seguridad, que incluye ABS de serie en toda la gama, airbag frontales y de cortina (los laterales delanteros son de serie a partir del acabado Dynamic), asientos Isofix, empleo de aceros de alta resistencia en la estructura principal de la carrocería, etc. El ESP es de serie en las versiones de 120 y 130 CV Diesel y opcional en todas las demás, excepto en el básico Active, que no lo puede llevar. El control de estabilidad trae aparejado control de tracción, antipatinamiento en retención y sistema Hill Holder: cuando se para en una pendiente, mantiene la presión sobre las pinzas de freno delanteras durante 1,5 segundos, para que el coche no se vaya hacia atrás y facilite las arrancadas.El incremento de tamaño que están experimentando los modelos del segmento B o utilitarios es espectacular. Tanto es así, que Fiat piensa que podrá arañar ventas del segmento inmediatamente superior, el de los compactos, ya que su nuevo modelo supera los cuatro metros de longitud. Grande Punto, nombre elegido para el nuevo modelo y que en español no suena demasiado bien, ya no es un vehículo tan urbano, mide 23 centímetros más que la versión precedente. Ahora, alcanza 4,03 metros de largo, 1,68 de ancho y 1,49 de alto y dispone de una batalla alargada en 5 centímetros, alcanzando 2,51 metros, lo que proporciona un interior más amplio y habitable.El diseño es fruto de Giugiaro -se nota claramente en algunas formas y pliegues de la carrocería (Daewoo/Chevrolet Lacetti)- en colaboración con el Centro Stile Fiat. Como en la versión precedente, se sigue apostando por las formas curvas, pero se han suavizado y armonizado en todo el conjunto para proporcionar una línea elegante, deportiva y musculosa. Llama la atención especialmente el frontal “Maserati", con faros almendrados y predominante parrilla delantera, fina y elegante. También realzan las líneas deportivas los grandes retrovisores exteriores “tipo monoplaza", las enormes llantas de aleación (el mínimo es de 15 pulgadas con neumáticos 175/65), que pueden llegar hasta 205/45 sobre llanta de 17 pulgadas en la variante más potente de 130 CV.A diferencia de las versiones de tres y cinco puertas de la generación anterior, ahora hay menos diferencias estéticas entre ambas, pues se ha conservado la misma inclinación del portón posterior y se ha falsificado la curvatura de las ventanillas de las puertas posteriores con un embellecedor de color negro que simula la forma de las ventanillas de la versión de tres puertas.Su perfil es ascendente y se ve claramente realzado por la inclusión de una pequeña ventanilla delantera bajo el montante del parabrisas, que proporciona continuidad a toda la zona acristalada del lateral.La parte posterior mantiene algunos rasgos característicos del anterior Punto, como los grupos ópticos posteriores situados en posición elevada, en los montante de la carrocería, pero deja una zona amplia de chapa, limpia y curvada que se funde con los grandes paragolpes posteriores. Al más puro estilo Alfa Romeo, los estrechos grupos ópticos inferiores (antiniebla y marcha atrás) se encuentran encastrados en la parte más baja del paragolpes, muy camuflados. Nos ha llamado mucho la atención el nuevo y original logotipo “Punto": la “P" se ha sustituido por un personaje, Mr. Dot, el Señor Punto, que adopta la postura de conducción de forma simpática. Uno de los puntos primordiales del pliego de condiciones del modelo era disponer de un habitáculo amplio y ergonómico que permitiera cierta holgura interior para poder disfrutar del vehículo en carretera. Para mejorar la vida a bordo se diseñó un habitáculo luminoso, sencillo y limpio, con formas muy suaves. Prueba de ello es el nuevo tablero de instrumentos, que, aunque mantiene las formas del anterior en el cuadro de instrumentos y sistema de climatización, dispone de una amplia consola central, bien organizada, rematada por una franja pintada del mismo color de la carrocería, como ya conocimos en el Fiat Coupé de hace unos años.Se han diseñado nuevos asientos delanteros que ocupan menos espacio en cuanto a grosor del respaldo y se han incluido algunas funcionalidades nuevas en materia de confort, como climatizador automático bizona, equipos de sonido y telemática, techo acristalado skydome, volante regulable en altura y profundidad a partir de los acabados Dynamic, etc. El interior ha mejorado bastante, pero siguen existiendo plásticos de aspecto mejorable, sobre todo en la parte superior del salpicadero, donde se emplea plástico rígido, que no contribuye a la absorción de ruidos (en el nuevo Clio o en el SEAT Ibiza se utiliza el material “slush" de tacto esponjoso y color mate antirreflejo. No obstante, la impresión general es buena y hay sensación de amplitud.En cuanto al maletero, anuncia 275 litros de capacidad. No llega a los valores del nuevo Clio, pero podemos calificarlo como bueno para un modelo de este segmento.Las versiones que pudimos ver en la toma de contacto del modelo contaban con kit antipinchazos, aunque la marca asegura que se entregarán con rueda de repuesto normal y con neumático de las mismas características iguales a las de serie (a excepción del 1.9 MTJ de 130 CV, que incluye un equipo de reparación Fix & Go, por motivo de incompatibilidad con el tamaño del hueco). El Fiat Grande Punto ha logrado las cinco estrellas EuroNCAP en seguridad de ocupantes frente a impactos, tres en protección a peatones y otras tres en protección a niños, gracias al equipamiento en materia de seguridad, que incluye ABS de serie en toda la gama, airbag frontales y de cortina (los laterales delanteros son de serie a partir del acabado Dynamic), asientos Isofix, empleo de aceros de alta resistencia en la estructura principal de la carrocería, etc. El ESP es de serie en las versiones de 120 y 130 CV Diesel y opcional en todas las demás, excepto en el básico Active, que no lo puede llevar. El control de estabilidad trae aparejado control de tracción, antipatinamiento en retención y sistema Hill Holder: cuando se para en una pendiente, mantiene la presión sobre las pinzas de freno delanteras durante 1,5 segundos, para que el coche no se vaya hacia atrás y facilite las arrancadas.