Volkswagen Touareg 3.2 V6

Las mastodónticas dimensiones del VW Touareg no inciden de forma negativa en su comportamiento dinámico, como podría parecer a simple vista. Es más, no sólo sorprende su eficacia en campo y carretera, sino que permite una comodidad digna de una berlina de lujo. Su motor V6 no va sobrado de potencia para mover esta mole de acero, pero cumple satisfactoriamente.
-
Volkswagen Touareg 3.2 V6
Volkswagen Touareg 3.2 V6

Cuando comenzamos nuestra prueba fuera de carretera quedamos gratamente sorprendidos por la facilidad con la que se desenvolvía el Touareg por caminos escarpados. La principal dificultad la encontramos en la anchura, que limita el paso por zonas estrechas.

Los recorridos de la suspensión convencional, con 410 mm en cada eje, (la neumática es opcional y mejora aún más las posibilidades de circulación por campo) unidos a la gran distancia entre eje del modelo permite un cruce de puentes destacable. Tanto es así, que las cotas de movilidad por campo están cercanas a modelos destinados de forma casi exclusiva a la circulación fuera de carretera. Excepto los ángulos de ataque y salida, con 32 y 31º, respectivamente, y el ángulo ventral, de 23º, motivado por la batalla, el resto de las mediciones son muy satisfactorias, pues ofrece una altura libre al suelo de 230 mm y una profundidad de vadeo cercana a los 70 cm, una cifra realmente buena para un modelo capaz de andar por carretera a velocidades de vértigo.

Los neumáticos M+S permiten buena adherencia siempre que el firme esté duro, pero se embazan con mucha facilidad en barro y resbalan sobre hierba, pues el dibujo de la banda de rodadura es prácticamente el mismo que el empleado en los modelos exclusivamente de carretera.

La principal ayuda viene a cargo del sistema de transmisión, denominado por Volkswagen 4XMotion, que cuenta con diferencial delantero y posterior, unidos a un embrague viscoso central bloqueable que hace las veces de diferencial central. Como opción también se puede solicitar el bloqueo del diferencil trasero, con lo que aumentan las posibilidades de circulación en zonas difíciles.

El reparto en condiciones normales se efectúa al 50 por ciento entre ambos ejes, pero puede llegar hasta el 100 por ciento en el que tenga mayor adherencia. Para bloquearlo sólo es necesario pulsar un botón en el tablero de instrumentos, de forma que éste actúa sobre las cuatro ruedas para mejorar la entrega de par.

Para descensos pronunciados (superiores al 20 %) el Touareg cuenta con una funcionalidad adicional que permite mantener la velocidad constante mediante la actuación selectiva de los frenos y la reducción de velocidad del motor. De esta forma podemos afrontar grandes pendientes sin ninguna preocupación pues, en este caso, la electrónica se encarga de trabajar por nosotros.

Galería relacionada

Volkswagen Touareg V6

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...