Mazda6 CRTD Sportive

Una buena respuesta en cualquier situación, un funcionamiento suave y unos consumos ajustados son los mejores valores que el motor CRTD del Mazda6 aporta a la gama. Si unimos a esto un comportamiento muy equilibrado y un habitáculo en el que los pasajeros podrán desenvolverse a sus anchas, podemos afirmar, casi con total seguridad, que estamos ante una de las revelaciones de la temporada.
-
Mazda6 CRTD Sportive
Mazda6 CRTD Sportive

En las plazas posteriores, dos adultos contarán con una amplitud aceptable y múltiples huecos en los que colocar pequeños objetos, aunque los mayores mimos se han reservado para los ocupantes de los asientos delanteros, con formas envolventes que invitan a sentarse. Además de la tapicería de cuero -de serie- y una sujeción más que notable, conductor y acompañante contarán con calefacción en las banquetas y múltiples regulaciones eléctricas.

La postura de conducción es muy cómoda y otorga una gran visibilidad. Todos los mandos quedan al alcance del piloto (la ergonomía es uno de los aspectos que más se han cuidado en el Mazda6) y tienen un buen tacto, que confirma la sensación de calidad transmitida por los acabados del salpicadero.

Éste -con detalles en imitación de fibra de carbono y titanio en la versión Sportive (la más alta de la gama), que realzan el carácter deportivo del vehículo- ha sido dotado de un diseño práctico que recuerda, inevitablemente, al de algunos Alfa Romeo: todos los relojes son de fácil lectura, las salidas de aire circulares pueden dirigirse hacia cualquier parte del habitáculo, los diferentes mecanismos tienen un manejo intuitivo (incluyendo el equipo de radio-CD, con altavoces Bose en el modelo japonés, que proporcionan una gran calidad de sonido) y no hace falta desviar la mirada de la carretera para accionar los diversos botones.

Tal profusión de dispositivos, situados en la consola central, dan una idea de lo completo que es el equipamiento de este Mazda, en el que sólo se ha dejado como opción el sistema de navegación, el techo eléctrico y la pintura metalizada. El ESP, el ABS, los airbags frontales, laterales y de cortina, los elevalunas eléctricos, las llantas de aleación y el aire acondicionado forman parte de los elementos de serie de este "crack", al que se puede fichar por 26.250 euros (4.367.633 pesetas).

En las plazas posteriores, dos adultos contarán con una amplitud aceptable y múltiples huecos en los que colocar pequeños objetos, aunque los mayores mimos se han reservado para los ocupantes de los asientos delanteros, con formas envolventes que invitan a sentarse. Además de la tapicería de cuero -de serie- y una sujeción más que notable, conductor y acompañante contarán con calefacción en las banquetas y múltiples regulaciones eléctricas.

La postura de conducción es muy cómoda y otorga una gran visibilidad. Todos los mandos quedan al alcance del piloto (la ergonomía es uno de los aspectos que más se han cuidado en el Mazda6) y tienen un buen tacto, que confirma la sensación de calidad transmitida por los acabados del salpicadero.

Éste -con detalles en imitación de fibra de carbono y titanio en la versión Sportive (la más alta de la gama), que realzan el carácter deportivo del vehículo- ha sido dotado de un diseño práctico que recuerda, inevitablemente, al de algunos Alfa Romeo: todos los relojes son de fácil lectura, las salidas de aire circulares pueden dirigirse hacia cualquier parte del habitáculo, los diferentes mecanismos tienen un manejo intuitivo (incluyendo el equipo de radio-CD, con altavoces Bose en el modelo japonés, que proporcionan una gran calidad de sonido) y no hace falta desviar la mirada de la carretera para accionar los diversos botones.

Tal profusión de dispositivos, situados en la consola central, dan una idea de lo completo que es el equipamiento de este Mazda, en el que sólo se ha dejado como opción el sistema de navegación, el techo eléctrico y la pintura metalizada. El ESP, el ABS, los airbags frontales, laterales y de cortina, los elevalunas eléctricos, las llantas de aleación y el aire acondicionado forman parte de los elementos de serie de este "crack", al que se puede fichar por 26.250 euros (4.367.633 pesetas).

Galería relacionada

Mazda6 CRTD Sportive

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...