Tesla Model 3, presentación

teslamodel3201802.jpg
teslamodel3201802.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Después de meses de especulaciones, Tesla Motors por fin ha presentado el tercer auto de su gama (cuarto de todos los tiempos, si contamos al descontinuado Roadster): a los Model S y Model X ahora se suma el Model 3.

 

 

Este será el vehículo que haga por fin rentable a la marca especializada en eléctricos, dejando de depender de las subvenciones gubernamentales. Para ello, competirá en el segmento más grande del mercado premium, dominado por nombres como BMW Serie 3, Mercedes-Benz Clase C o Audi A4. De momento no hay datos de potencia y almacenamiento de energía, salvo que la autonomía, al menos para el modelo básico, será de 346 kilómetros con una carga, mientras que en Tesla esperan que el nuevo integrante de la familia iguale el desempeño de los Model S básicos con un 0 a 100 km/h en menos de seis segundos, aunque más tarde habrá variantes aún más rápidas. “No hacemos autos lentos”, mencionó Elon Musk, fundador de la compañía (quien por cierto tuvo un McLaren F1).

 

 

Al menos en lo que permiten ver las fotos, conserva la línea de “coupé de cuatro puertas” del Model S, así como las manijas de las puertas ocultas de éste y de la Model X, de la que hereda la ausencia de la parrilla falsa del gran sedán, aunque cuenta con detalles propios como un poste C más retrasado o volúmenes anterior y posterior más cortos; el espacio será adecuado para cinco pasajeros adultos y algunas primeras impresiones de colegas apuntan hacia muy buen espacio para las cabezas de los más altos. El sistema de manejo semi-autónomo de Tesla estará presente.

 

Se espera que también replique las calificaciones de seguridad del Model S, las más altas otorgadas por la NHTSA hasta ahora. Su base servirá para nuevos modelos entre los que se incluyen un híbrido y un nuevo deportivo que ocupará el lugar del Roadster. La firma de Silicon Valley espera que las ventas combinadas de todos sus autos lleguen a 500 mil unidades anuales al final de la década.

 

 

El precio será de 35 mil dólares (poco más de 600 mil pesos) antes de impuestos o incentivos, lo que aplique en cada país según su política hacia los autos eléctricos. Tesla ya ha comenzado a recibir pedidos, a decir de Musk, cuentan ya con 115 mil, los cuales se pueden hacer con un depósito de 1,000 dólares.

 

El auto comenzará entregas hasta finales del siguiente año como modelo 2018, pues hasta entonces estará en plena operación la Gigafactoría de baterías, necesaria para poder cubrir el nivel de producción que se espera y se necesita de este auto.

 

Deberán aparecer más detalles de la gama que irá conformando al Model 3 en las siguientes semanas. Ha comenzado la verdadera prueba de fuego para Tesla, en la que deberá de pasar de ser un fabricante minoritario a una armadora de autos en forma a nivel mundial. Si lo logran, no será la primera vez que vayan completamente a contracorriente y triunfen.

 

Los mejores vídeos