Salón de Ginebra 2015: Koenigsegg Agera RS

agerars1.jpg
agerars1.jpg

Por Edmundo Cano

 

Luego de mucha especulación generada por un teaser cuya intención parecía ser trollear al mundo entero, Koenigsegg presentó por fin el Agera RS, la versión más extrema de su deportivo "base". El RS esconde bajo su capó de fibra de carbono el ya tradicional V8 de 5 litros con dos turbos de la marca, que en esta aplicación genera 1,160 hp, por lo que queda por debajo del todopoderoso One:1 de 1,341 hp, pero por encima de los otros modelos del Agera, el R de 1,124 hp, el S de 1,016 hp, y el Agera "básico" de 927 hp. 

 

Para respaldar tal potencia y poderla explotar en la pista, que es justo el ambiente para el que fue creado, el Agera RS ha recibido varias mejoras aerodinámicas, incluyendo un nuevo labio frontal inferior, alerones en las salpicaderas frontales, faldones, un carenado especial que conduce el aire hacia el enorme difusor trasero y un alerón activo. Un extenso uso de aleaciones y materiales compuestos lo hacen más liviano que sus predecesores y una suspensión electrónica activa le da un cierto nivel de civilidad en las calles, así como un rendimiento aplastante en un circuito.

 

Koenigsegg no ha dado cifras respecto al rendimiento de este monstruo, pero es obvio que es un auto devastadoramente rápido y veloz. Solamente se fabricarán 25, de los cuáles 10 estaban ya vendidos desde antes de su debut en Ginebra.
 

Los mejores vídeos