Nürburgring: no más récords de velocidad

nissangtrnurburgring103.jpg
nissangtrnurburgring103.jpg

Por José Virgilio Ordaz.

 

Si hay un circuito que se ha vuelto motivo de pugna en los últimos años ese es Nürburgring; más allá del bagaje histórico de la pista, que incluyen el accidente de Niki Lauda y el sobrenombre con el que lo bautizara Jackie Stewart: el “Infierno Verde”, se ha vuelto un escaparate mediático gracias a los récords no oficiales establecidos especialmente en el trazado norte (Nordschleife). Pero al parecer esto ha llegado a su fin.

 

En marzo de este año, durante una carrera del campeonato de  resistencia VNL, un Nissan GT-R volcó y salió de la pista, matando a un espectador. El accidente acarreó una prohibición temporal de autos con especificaciones GT3, pero las autoridades han establecido más restricciones.

 

Cuando la marca Koenigsegg llevó su hiperdeportivo One:1 para tratar de establecer un nuevo récord en la pista, el equipo fue notificado de los tramos dónde, por seguridad, se establecían límites de velocidad para todos los autos, Por ejemplo, la recta Tiergarten (“zoológico”), dónde esperaban que el One:1 alcanzara 300 kilómetros por hora, ahora está limitada a 200.

 

Está claro que la seguridad ha de ser prioritaria, especialmente la de los espectadores, y aunque prácticamente todo el que entre a manejar no sólo en Nürburgring, sino en cualquier pista de competencias, está consciente del “factor suicida” que ello representa (cosa muy distinta debe ser en las calles, dónde el resto de automovilistas y peatones no son “obstáculos” para probar la habilidad de los inconscientes), tras sucesos como la muerte de Ayrton Senna en las últimas décadas también se ha trabajado para aumentar la seguridad de los pilotos.

 

Hasta ahora, las autoridades del circuito no han anunciado si las medidas son temporales o definitivas, pero mientras estén vigentes, no esperen ver nuevos récords por debajo de los siete minutos en Nürburgring.

 

 

Los mejores vídeos