NAIAS 2016: Mercedes-Benz Clase E 2017

mercedesbenzclasee201733.jpg
mercedesbenzclasee201733.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Mercedes-Benz presenta la décima generación de su sedán grande; quinta desde que se denomina Clase E, la cual no dejará a nadie indiferente; el diseño es, como se esperaba, fuertemente influenciando por sus hermanos el Clase S y el Clase C; aún existe la opción de parrilla clásica con barras horizontales cortadas al centro y el emblema de la estrella de tres puntas rematando el cofre, al menos en los mercados donde no está prohibida esta configuración por cuestiones de seguridad; los faros son la mayor declaración de personalidad, gracias a la línea doble de luces LED.

 

 

En el perfil general, salvo por las obligadas diferencias de longitud, la inclinación de los postes A y C así como el remate de la cajuela resultan también símiles a las de sus compañeros de gama, mismo caso de las molduras laterales de cromo u otros elementos como manijas o espejos; las líneas de carácter resultan menos remarcadas, al grado que, al menos hasta donde se puede ver en las fotos, el captador de luz es casi imperceptible.

 

 

Por detrás vemos las puntas de escape dobles integradas en la carrocería, la forma de la tapa de la cajuela es casi idéntica al modelo Clase C, las calaveras forman un único volumen con las salpicaderas, desmarcándose del S, aunque a diferencia de los otros dos vehículos citados ocupan un área menor de los “hombros traseros”.

 

 

El interior, ya mostrado con anterioridad, presenta nuevas propuestas en líneas y volúmenes, así como en distribución de materiales y tonalidades; habrá un cuadro de instrumentos analógico y una pantalla central de 8.4 pulgadas y opcionalmente, dos pantallas de 12.3 pulgadas, tan grandes como las del Clase S, pero con mejor resolución; el sistema de sonido Burmester cuenta con 23 altavoces, incluido uno en el techo; el volante prescinde de botones pare recibir mandos táctiles que reaccionan a movimientos de los dedos, al igual que el mando que se encuentra en la consola central. Hay cinco acabados en tapicería, el básico de tela, Avantgarde, Exclusive, Designo y AMG Line.

 

 

Mecánicamente, la versión de entrada contará con un motor de cuatro cilindros con 184 CV, más adelante llegará una variante de 245 CV y 273 lb-pie que será el básico en Norteamérica; y un seis cilindros (probablemente en línea) de 333 CV. Habrá un modelo híbrido plug-in E 350 e con una potencia conjunta de 279 CV y una autonomía en modo puramente eléctrico de hasta 30 kilómetros. Para otros mercados se anuncian impulsores diésel con turbocargador de geometría variable y salidas de 150, 194 y 258 CV. Habrá que esperar un poco más por las opciones con V8 y AMG.

 

 

La suspensión neumática opcional Air Body Control monta dos cilindros de aire en el eje delantero y tres en el posterior para mayor comodidad y capacidad de ajuste, mientras que la variante Direct Control cuenta con tres niveles de manejo: Comfort, Comfort Avantgarde (la carrocería baja 15 mm) y Sport.

 

 

Presenta el sistema denominado Drive Pilot que mantiene la distancia programada con los vehículos precedentes y que puede “seguirlos” a velocidades de hasta 210 kilómetros por hora, permitiendo permanecer en el carril aún en curvas moderadas hasta los 130 km/h, mientras que el sistema Comand Online ajusta la velocidad de acuerdo a los valores detectados por una cámara en las señales de tránsito; también cuenta con asistente de cambio de carril activo, advertencia de tráfico cruzado, freno activo con detección de peatones y asistente de estacionamiento remoto que se puede manipular vía Smartphone.

 

El Mercedes-Benz Clase E 2017 saldrá a la venta en Europa en marzo de este año; en septiembre llegaría la variante Estate, que difícilmente veremos en nuestro mercado, a las que se irán añadiendo opciones mecánicas a lo largo del año.

 

https://www.youtube.com/watch?v=CCBkTp6uwfY

 

Nuestros destacados