Ford desarrolla materiales sustentables

fordjosecuervo03.jpg
fordjosecuervo03.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Puede sonar extraña la asociación de una automotriz con una firma tequilera, pero el acuerdo entre Ford y José Cuervo se da en el marco de la sustentabilidad ambiental, pues se usarán los residuos del agave, materia prima para el tequila, como base para la obtención de bioplásticos.

 

Además del factor ambiental al reducir el uso de productos pretroquímicos, el derivado se caracteriza por su durabilidad y cualidades estéticas, así como un menor peso contra el plástico convencional, lo que también ayudaría a la reducción de masa y a un menor consumo de combustible. Los residuos del agave ya se usan como abono desde hace años, e incluso como materia prima para artesanías y papel agave.

 

“El objetivo de Ford es reducir el impacto ambiental en la industria; actualmente en la compañía estamos desarrollando nuevas tecnologías para emplear eficientemente los materiales y fibras orgánicos que se desechan, mientras que potencialmente reducimos el uso de productos petroquímicos, aligerando así nuestros vehículos y logrando el ahorro de combustible”, señaló Debbie Mielewski, líder técnico del Departamento de Investigación de Sustentabilidad de Ford.

 

 

Esta no es la primera aplicación de materiales sustentables por parte de Ford, pues desde el año 2000 utiliza derivados como el Kenaf (planta de la familia del algodón) para los cabezales de las puertas de la Escape; Repreve de botellas de plástico recicladas para alfombras del piso, revestimientos del volante y protectores en la Lobo, Transit y C-Max; algodón de mezclilla desechado como relleno para aislamiento acústico; alfombras de nylon Ecolon en las cabezas de motor en la Escape, el Fusion, el Mustang y la Lobo; neumáticos reciclados para sellos y juntas; cascarilla de arroz para reforzar cables eléctricos; espumas a base de soya para cojines de los asientos, respaldos y reposacabezas; paja de trigo para reforzar compartimientos de almacenamiento en la Flex; o celulosa de árboles en los reposabrazos de la Lincoln MKX.

 

Este plan de sustentabilidad se complementa con el anuncio de transformar la sede de la compañía en Dearborn, Michigan, con nuevas tecnologías sustentables, como captación de agua pluvial, refrigeración y calefacción geotérmica, reforestación de diversas zonas y una “ciclovía” interior que conectará los diversos edificios del complejo.

 

https://www.youtube.com/watch?v=tN32wUwo2xc&feature=youtu.be

 

https://www.youtube.com/watch?v=VOrHhaEnvEM

 

Los mejores vídeos