BMW X1 2016: lanzamiento en México

lanzamiento-bmw-x1-mexico-1.jpg
lanzamiento-bmw-x1-mexico-1.jpg

Por Héctor Torres

 

Si no es que el pionero, el crossover de BMW fue uno de los primeros en llegar al mercado de los utilitarios Premium en este segmento. Dentro de la familia X, es el SUV –o SAV (Sport Activity Vehicle), como a la marca le gusta llamarlos- de menor talla y desde su introducción en 2009, ha vendido más de 730,000 unidades alrededor del globo.

 

La intención para la firma es superar el éxito conseguido y para ello, ha replanteado al vehículo de principio a fin. Si te gustaba poco la edición pasada, éstas son buenas noticias para ti. Si en cambio creías que ese alargado cofre escondiendo un seis en línea le daba un toque de personalidad único, y que la tracción trasera lo convertía en una alternativa sumamente interesante dentro de la oferta, mejor es que te sientes; la impresión puede afectarte.

 

Por fuera, abandona esa prolongada carrocería para dar lugar a una imagen de SUV más convencional. Es más alto y ancho pero menos largo, creciendo así el espacio para ocupantes en todo sentido e incluso el correspondiente a la cajuela, ahora de 505 y hasta 1,550 litros con los asientos abatidos.

 

 

El cambio más sustancial, sin embargo, y por el cual también presume un interior más amplio, es que renuncia a la propulsión para dar paso a un esquema de tracción delantera. Ahora basado en la plataforma del BMW Serie 2 Active Tourer (y la del MINI de tercera generación también), el X1 monta un motor transversal que impulsa a las ruedas frontales. Se trata además, de un cuatro cilindros y 2.0 litros –turbocargado, eso sí- que eroga 192 HP a las 5,000 rpm y un torque de 280 Nm a las 1,250 rpm.

 

Va acoplado a la transmisión Steptronic de ocho relaciones, con lo que declara una aceleración de 0 a 100 km/h en 7.7 segundos y un rendimiento combinado de combustible de 16.1 km/l.

 

 

Adentro, se aprecian soluciones de ordenamiento ya antes vistas en el Active Tourer, tales como la baja consola central o un tablero de carátula nueva. La interfase también ha recibido actualización tanto de software como hardware y el equipamiento de serie se ha visto beneficiado con los sistemas de asistencia a la conducción de otros modelos en la gama que habían permanecido ajenos al X1; ahí el Head-Up Display, por ejemplo.

 

Una sola versión se ofertará por lo ponto, la sDrive20iA X Line, y su precio será de 549,900 pesos. Estará en concesionarios a partir de la última semana del mes de octubre.

Los mejores vídeos