Alfa Romeo Giulia 2017: lanzamiento en México

alfaeomeogiuliaqvmx01.jpg
alfaeomeogiuliaqvmx01.jpg

Por José Virgilio Ordaz (@Neckriagen).

 

Alfa Romeo de México prometió la llegada del sedán Giulia antes que terminara el mes y aquí está, fabricado en la planta de Cassino, con dos grados de equipamiento, dispuesto a plantar cara en un segmento dominado por los alemanes.

 

 

La marca no se cansa de remarcar la relación de este auto con Maserati y Ferrari, ya que, aunque la plataforma Giorgio que le sustenta es nueva, tomó como punto de partida la arquitectura de propulsión trasera que nos encontramos en los Maserati Quattroporte, Ghibli y Levante, mientras que el motor V6 del QV ha sido ajustado por los ingenieros de la casa de Maranello, por lo que no debe extrañarnos que también se proclame como el Alfa de producción más poderoso de todos los tiempos.

 

Todo esto se combina con un diseño inconfundiblemente italiano que bebe mucho de la genética de la marca, con el clásico frente “trilobulado”. El grado de acceso TI no es menos interesante con suspensión delantera de doble brazo oscilante y un motor 2.0 litros con 280 HP y 306 lb-pie de par hermanado con un cambiador de ocho velocidades con tres modos de manejo (Dynamic, Natural y Advance Efficiency), con el que declara un 0 a 100 km/h en 5.1 segundos.

 

 

En el equipamiento nos encontramos con rines de 19 pulgadas, pantalla táctil de 8.8 pulgadas, navegador, sonido Harman-Kardon con 14 parlantes, manetas de cambio en el volante y tres configuraciones interiores de color: Nero/Tan, Nero/Rosso y Giorgio (negro/negro). En el exterior se pueden elegir tonos Rosso Alfa, Bianco Alfa, Vesuvio Grigio Metallico, Nero Alfa y Montecarlo Blue.

 

Sin embargo, la atención se centra en el grado Quadrifoglio Verde (QV), con un V6 2.9 litros con 505 HP en binomio con una transmisión de ocho relaciones con un modo de manejo más (Race), con lo que es capaz de lograr un 0 a 100 km/h en 3.9 segundos, una máxima de 307 km/h y, con suerte, un crono en Nürburgring de 7:32, suficiente para proclamarse como el sedán de producción más rápido en el Infierno Verde.

 

 

Recibe elementos aerodinámicos activos en fibra de carbono, vectorización de par, sistema de control de chasis, sistema de frenado integrado, asientos Sparco, aviso de colisión, frenado autónomo, control de crucero adaptativo, monitoreo de punto ciego, advertencia de cambio de carril y Stop&Go. Podrá elegirse en cromáticas Rosso Competizione, Bianco Trofeo, Nero Vulcano y Vesuvio Grigio Metallico. Ambos modelos cuentan con el programa de mantenimiento Maxima Qualitá.

 

Disponibles ya en los concesionarios de la marca, el QV llega con la misión de dominar un segmento con modelos como el BMW M3 (431 HP: 1,529,900 pesos), el Mercedes-AMG C63 S (503 HP: 1,730,00 pesos) o el Cadillac ATS-V (464 HP: 1,486,000 pesos). Los precios de lanzamiento son los siguientes:

 

TI: 1,095,900 pesos

QV: 1,850,000 pesos

QV con frenos cerámicos: 1,950,000 pesos

 

Nuestros destacados