BMW M4 CS: más potencia y menos peso para el M4

La nueva serie limitada M4 CS que ha presentado BMW anuncia más potencia y menos peso que el M4 convencional, pero sin llegar a la extrema radicalidad del M4 GTS. Si en el término medio está la virtud...
Lorenzo Alcocer -
BMW M4 CS: más potencia y menos peso para el M4
BMW M4 CS: más potencia y menos peso para el M4

BMW ha encontrado un hueco entre el M4 de calle y el radical M4 GTS "de circuito" y lo ha cubierto con esta nueva variante M4 CS (estrena nomenclatura en la marca), que ofrecerá en una serie limitada. Más potencia y menos peso ha sido, una vez más, la fórmula elegida, pero en esta ocasión sin llegar a la radicalidad extrema del M4 GTS, a la postre una variante que desarrolló BMW para homologar una versión de circuitos. BMW ha querido potenciar la deportividad del M4 convencional, pero sin que ello supusiera degradar la usabilidad de esta nueva versión M4 CS para un uso relativamente normal por calles y carreteras abiertas al público.

Con 460 CV, el motor 3.0 de 6 cilindros en línea del BMW M4 CS se ha potenciado 29 CV respecto al del M4 convencional o 10 sobre el M4 con el Pack M Competición. El par también aumenta hasta los 61,2 mkg, un 10 por ciento más que el del M4 convencional. El par máximo lo ofrece constante entre 4.000 y 5.380 rpm. A 6.250 revoluciones ofrece la potencia máxima y el corte llega a las 7.600. El motor 3.0 cuenta con dos turbos, inyección directa, control de válvulas de admisión Valvetronic y tiempos de distribución variables Doble Vanos. De serie, el BMW M4 CS cuenta con el escape deportivo del Pack M Competición, que consta de mariposas internas de accionamiento eléctrico que favorece la retroalimentación de gases para gestionar la presión adecuada en el sistema de admisión, además de generar un sonido de escape pretendidamente deportivo y especial.

BMW M4 CS

El nuevo BMW M4 CS acelera de 0 a 100 km/h en 3,9 segundos (4,3 s el M4 convencional), alcanza una velocidad (limitada electrónicamente) de 280 km/h, homologa un consumo medio de 8,4 l/100 km (8,8 el M4 normal) y emite 197 g/km de CO2. El cambio utilizado es el automático de doble embrague M DKG de 7 velocidades y está supeditado al sistema Drivelogic, que modifica, según el modo de conducción elegido (Confort, Sport y Sport +), las leyes de actuación. También tiene su propio modo manual gestionado desde sendas levas en el volante.

Es de serie en el BMW M4 CS la suspensión adaptativa M, que cuenta con amortiguadores variables electrónicamente, igualmente intervenidos por el sistema Drivelogic. También cuenta con el diferencial activo M, que varía automáticamente entre 0 y el 100 por cien el reparto de par entre las ruedas traseras, según las variables de conducción. La dirección de asistencia eléctrica tiene 3 mapeados ligados igualmente a los modos de conducción del sistema Drivelogic.

El BMW M4 CS tiene una definición mecánica muy parecida a la del M4 convencional con el Pack M Competición, pero todos los ajustes, de la dirección M Servotronic, el ABS, el cambio M DKG, el diferencial activo y el control de estabilidad DSC, son específicos. El control de estabilidad cuenta con un modo M Dynamic que permitie un mayor deslizamiento de ambos ejes.

BMW montará de serie en los M4 CS los neumáticos semi-slick Michelin Pilot Sport Cup, sobre llantas específicas de 10 radios, inspiradas en las de los BMW M4 del DTM. La monta es asimétrica. En este caso: 265/35 R19 delante y 285/30 R20 detrás. Las llantas delanteras pesan 9 kilos, por 10 las traseras. BMW ofrecerá la posibilidad de solicitar el M4 CS con neumáticos Michelin Super Pilot, menos críticos que los semi-sclick bajo condiciones de agua, para quien quiera asegurar un mejor equilibrio para todo tipo de uso.  Los frenos son los mismos que los del M4 convencional y de igual manera se ofrece en opción los discos carbono-cerámicos, con pinzas de 6 y 4 pistones delante y detrás respectivamente (de 4 y de 2 las de serie).

BMW M4 CS

El BMW M4 CS será reconocido por un frontal donde la rejilla de doble riñón está pintada en negro, el capó (fabricado en CFRP -plástico reforzado con fibra de carbono) tiene un abultamiento central que favorece la refrigeración y mejora su aspecto deportivo, y por su  difusor delantero, fabricado en fibra de carbono. Por detrás, cuenta con el difusor trasero del BMW M4 GTS y estrena un pequeño alerón, también de fibra de carbono, sobre la tapa del maletero. BMW dice haber reducido la elevación de la carrocería a alta velocidad en el M4 CS respecto al M4 convencional. Los faros delanteros son full-led y los pilotos traseros cuentan con la tecnología OLED (Organic Light Emitting Diode).

También te puede interesar:

BMW M4 Competion Sport Edition: para 60 afortunados

Los BMW M3 y BMW M4 más especiales BMW

BMW M4 Cabrio a prueba