Opel Alemania ensamblará los modelos de Saab

GM Europe se ha decidido por la factoría de Rüsselsheim (Alemania) para el montaje de los modelos de Saab a partir de 2008. De esta forma, deja fuera de juego a la planta sueca de Trollhättan, con la que, no obstante, se ha comprometido a darle producción.

Durante los últimos meses, dos factorías han sonado como candidatas para la producción de los nuevos modelos de Saab en Europa. Por un lado, la sueca de Trollhättan y, por otra, la alemana de Rüsselsheim.

Pues bien, al final, los directivos de GM Europa se han decantado por la alemana, después de la realización de numerosos estudios de negocio (capacidad requerida, costes laborales, flexibilidad y eficiencia de la plantilla, logística, cambios de moneda, entre otros). Según los análisis, el ahorro de la compañía será de unos 200 millones de euros eligiendo Alemania, lo que ha inclinado decisivamente la balanza hacia este lado.

Pero las instalaciones de Trollhättan no se quedarán sin producción; GM se ha comprometido con las mismas y ha anunciado el montaje del nuevo Cadillac BLS, que acaba de ser presentado en el Salón de Ginebra.

Por si no hubiera quedado claro el futuro de Saab, Carl-Peter Forster, consejero delegado de General Motors Europe, ha asegurado que “el 9-3 y el 9-5 seguirán siendo los productos principales de la marca Saab y serán renovados, pero añadiremos un crossover de lujo en breve para completar la gama. Es más, haremos todos los esfuerzos para producir futuros modelos adicionales en estas instalaciones". Pero no todo son buenas noticias en GM Europa. En los próximos días se conocerán con detalle los acuerdos a los que ha llegado la firma con las factorías alemanas en lo que a reestructuraciones de sus plantillas se refiere.

Entre las medidas no confirmadas que han aparecido en los medios de comunicación estos días se encuentran la congelación del salario de los empleados de Bochum –planta germana- hasta 2007; “baile" de ubicación del montaje de los modelos de producción; y, eso sí, la reducción segura de 6.000 puestos de trabajo en todas las instalaciones, pero evitando los despidos forzosos como garantía. Opel tiene previsto el desarrollo de un nuevo automóvil de clase media, pero aún no se ha confirmado en qué factoría se montará.
Sí sabemos que será en alguna de las alemanas: Rüsselsheim, Bochum o Kaiserlautern.