Los diputados vuelven mañana al Parlament para inaugurar la X legislatura

Los 135 diputados elegidos en los comicios del 25N se sentarán en sus escaños mañana para inaugurar la X legislatura catalana con el pleno de constitución del Parlament, presidido por una mesa de edad encabezada por la parlamentaria Dolors Montserrat (PPC).

La sesión de mañana, que se celebra con las negociaciones aún abiertas entre ERC y CiU para llegar a un pacto de gobernabilidad, servirá para abrir la nueva legislatura y elegir a los siete miembros de la mesa de la cámara catalana, que volverá a estar presidida por Núria de Gispert (UDC).

La actual portavoz de ERC, Anna Simó, ocupará la vicepresidencia primera del Parlament, mientras que el convergente Lluís Maria Corominas tendrá la segunda.

Las cuatro secretarías de la mesa estarán ocupadas por representantes de PSC, PP, CiU e ICV-EUiA, por este mismo orden, motivo por el que, a diferencia de la anterior, será un órgano muy plural con representantes de todos los grupos menos Ciutadans y la CUP, que estará en el grupo mixto.

Tal como marca la tradición parlamentaria, la primera mesa provisional, previa a la elección de la definitiva, estará presidida por el parlamentario de más edad, en este caso Dolors Montserrat (65), y las dos secretarías estarán ocupadas por los más jóvenes, que son José Antonio Coto, también del PPC (26) y la republicana Marta Vilalta (28).

La sesión de mañana la abrirá la secretaria general del Parlament, Imma Folchi, que leerá el decreto de convocatoria de constitución del Parlament e invitará a Montserrat, Coto y Vilalta a ocupar sus puestos en la Mesa.

La presidenta de la mesa de edad dirigirá entonces unas breves palabras a los diputados, los secretarios leerán los nombres de todos los parlamentarios electos y, por último, la cámara elegirá a los siete miembros de la mesa para la legislatura.

Con la correlación de fuerzas surgida de las urnas el 25N, el primer secretario del PSC, Pere Navarro, y la líder del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, quedarán relegados a la tercera fila de escaños, tras el Govern, según la configuración provisional del nuevo Parlament que, en la mayoría de los casos, acaba siendo ratificada por la Mesa.

Las dos primeras hileras de la izquierda del hemiciclo, que antes eran del PSC, las ocupará ahora ERC, que quedó segunda fuerza el 25N, mientras que, a la derecha, CiU aglutinará las tres primeras filas y el resto será para el PPC.

ICV-EUiA ocupará prácticamente el mismo espacio que en la anterior legislatura, al extremo izquierdo del hemiciclo, y Ciutadans y CUP quedarán al fondo de la sala.