Lexus seguirá unida a Bergé

Desde el día 1 de octubre, Toyota contará con su propia red de concesionarios para vendes sus modelos. Sin embargo, los vehículos que la compañía nipona fabrica bajo la marca Lexus permanecerán en los centros de venta del Grupo Bergé.

Tras la noticia esta primavera de que Toyota asentaba en España una nueva filial para comercializar sus vehículos, evitando, así, renovar su acuerdo con el Grupo Bergé.

El día 1 de octubre finaliza la relación que unía a la compañía japonesa con la empresa importadora, aunque esta ruptura no es total.

Tal y como se acaba de hacer público, Bergé conservará su negocio de importación de la marca Lexus. Según el acuerdo al que han llegado ambas empresas, el grupo importador se hace con el total de la empresa que vende los vehículos Lexus en nuestro país. Toyota cede el 35 por ciento que poseía en este negocio, con lo que Bergé pasa a tener la totalidad de las acciones.

Con este acuerdo, Lexus se queda en el grupo que trae a España Hyundai, Chrysler, Jeep, Maserati, Ferrari, Lotus y Rolls Royce-Bentley.

Toyota cree que el mercado español ya está maduro para implantar su propia red de concesionarios; una medida dirigida a obtener una cuota de mercado en Europa del 5 por ciento.