Las rotondas, una solución para la siniestralidad en Cataluña

Las rotondas se han convertido en un elemento inmejorable para la eliminar puntos negros y reducir la siniestralidad en las carreteras catalanas.

Las rotondas, una solución para la siniestralidad en Cataluña
Las rotondas, una solución para la siniestralidad en Cataluña

Según un estudio sobre la accidentalidad realizado por el Departamento de Política Territorial de la Generalitat de Cataluña, se ha demostrado que la seguridad vial se incrementa en un 75 por ciento, gracias a las rotondas. Dicho y hecho. El Ejecutivo ha establecido un programa prioritario de mejoras para 117 puntos negros (en Cataluña hay entre 250 y 300) que prevé la creación de 45 rotondas.
Las rotondas, según este informe, evitan accidentes en intersecciones y contribuyen a reducir la velocidad de los vehículos en las poblaciones, lo que hace que el número de atropellos también descienda.
Además estas construcciones son una solución poco costosa. Las cifras indican que suponen el 35 por ciento de las actuaciones mientras que su gasto es únicamente del 20 por ciento. Del presupuesto total de 13.353 millones de pesetas, en rotondas "sólo" se gastarán en rotondas 3.673 millones.
El resto se reparte entre la mejora de enlaces y accesos (4.038 millones de pesetas), el perfeccionamiento de trazados y rectificado de curvas ( 4.347 millones de pesetas), la instalación de barreras y semáforos (1.160 millones de pesetas) y la construcción de puentes y pasos a nivel (1.160 millones de pesetas).

Los mejores vídeos