La DGT apela a la 'confidencialidad' para evitar informar sobre Carromero

La directora general de Tráfico, María Seguí, ha apelado a la 'confidencialidad' de los datos de que dispone para evitar confirmar la apertura de un expediente por pérdida de puntos al vicepresidente de Nuevas Generaciones del PP, Ángel Carromero, preso en La Habana tras sufrir un accidente en el que murieron dos disidentes cubanos.

'Como responsable de la DGT deben comprender que debo mantener la confidencialidad de unos datos que solo puedo transmitir al interesado y en todo caso a las autoridades judiciales que los necesitaran', ha señalado Seguí en la rueda de prensa de presentación de la campaña 'Un refresco, tu mejor combustible'.

A Ángel Francisco Carromero se le notificó mediante el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid del 18 de mayo de este año la apertura de expediente para la 'perdida de vigencia' del permiso de conducir y se le daban diez días para presentar alegaciones.

Seguí ha explicado que es 'incuestionable' la aparición en ese Boletín de una persona llamada Ángel Francisco Carromero 'a la que se comunica que se inicia un proceso', aunque ha observado que 'si ese Carromero es el mismo o no, ese es otro tema'.

La responsable de Tráfico quiso aprovechar esta circunstancia para 'recordar la garantía del proceso de la pérdida del carné que implica una comunicación con un periodo de recurso y alegaciones, una revisión del expediente y una publicación de la resolución final y que a partir de una resolución hay un periodo refractario de seis meses para poder recuperar el permiso'.

También destacó, en ese mismo contexto, 'la importancia de cumplir con la ley que requiere que todos informemos a la DGT de nuestro domicilio de manera que la comunicación entre la DGT y el interesado pueda ser vía postal o electrónica' y de esa manera evitar que 'tengamos que acudir a la publicación en los boletines oficiales'.

En declaraciones a Efe, Seguí ha precisado que una vez que se comunica la pérdida de puntos se abre un plazo de díez días para alegaciones y posteriormente se trata de comunicar al interesado la decisión y, de no ser posible, se publica.

Si la decisión es la retirada del carné, en el momento de producirse la comunicación se abre un periodo de un mes para alegaciones (durante el que no se puede conducir) y tras ese mes se disponen de otros seis para la resolución de ese último recurso que de ser aceptado implicaría la devolución del permiso de conducir.

Pregunta a los propietarios por su coche y recibe las respuestas en tu email.

Acepto la política de privacidad para poder obtener las respuestas.

Quiero recibir la mejor oferta.