La captura de Sadam no hace que el petróleo baje

Ni la captura de Sadam Husein ha conseguido que el precio del petróleo descienda de forma notable. La inicial reacción bajista ante la detención del antiguo líder iraquí se ha tornado en alza dos días después.

El precio del barril de crudo sufrió una leve alza en el mercado de Nueva York y se mantuvo por encima de los 33 dólares. Los principales analistas del mercado consideran que el arresto de Sadam Husein por las tropas estadounidenses no variará a corto plazo la situación de inseguridad que hay en el país árabe y que mantiene paralizada la actividad petrolera en el norte. “Los sabotajes y la inseguridad continuarán siendo un factor que tienen en cuenta por los mercados petroleros, incluso con Sadam en la cárcel". Otros factores que han justificado el alza son unas temperaturas por debajo de lo habitual para esta época del año en el noreste de EE.UU. Esto provoca que se mantenga la tendencia alcista de los precios ante la perspectiva de un mayor consumo de gasóleo de calefacción.Al mismo tiempo, el precio de la gasolina en los Estados Unidos alcanzó la semana pasada su nivel más bajo desde enero del año pasado, según han anunciado las autoridades. Este dato contrasta con el del mes de agosto, cuando el coste de este carburante estableció récords. Ese fuerte aumento provocó una investigación formal del Gobierno sobre las empresas de producción y distribución que se saldó sin consecuencias. Los expertos sostienen que la gasolina en invierno es más barata, mientras que en verano, época de mayores desplazamientos en automóvil, suele ser más cara.