General Motors podría introducir el Opel Astra en EE.UU.

General Motors no se olvida de su mercado de origen y quiere introducir el Opel Astra en Estados Unidos. Para la firma alemana, filial de GM, este proyecto es un "viejo reto de la marca" y contribuiría a frenar la caída de sus ventas al otro lado del Atlántico.

El rumor saltó ayer en la prensa alemana, concretamente en el diario económico "Handelsblatt", pero a la compañía alemana no le ha pillado por sorpresa. El presidente del comité de empresa de la central de Opel en Rüsselsheim, Klaus Franz, la introducción del Astra en EE.UU. es un "viejo reto" de la firma alemana.

Las ventas de este modelo en el mercado estadounidense podrían comenzar en 2004, aunque todavía no se ha determinado si se producirá en EE.UU. o en Europa. Con esta incorporación, Opel podría reavivar sus cuentas, ya que, durante el pasado ejercicio, cosechó unas pérdidas de 503 millones de euros (más de 83.000 millones de pesetas) y su volumen de negocios se redujo un 2,1 por ciento.

Problemas de frenos en el C/K

El Gobierno estadounidense está investigando el C/K, un pick up de General Motors que ha recibido numerosas quejas, incluyendo informes y listas de afectados, por un problema en su sistema de frenos. Se trata de casi cuatro millones de vehículos vendidos entre 1997 y el año pasado que han podido causar 25 choques y ocho heridos. GM ha reemplazado más de 17.000 bombas de freno de este modelo.

No es la primera vez que la Agencia Federal para el Tráfico y la Seguridad Vial investiga a la marca norteamericana: los airbag del Pontiac Grand Prix y del Pontiac Montana ya han sido objeto de sus pesquisas.

Los mejores vídeos