Ford anuncia pérdidas mayores a las previstas para el cuarto trimestre

Malos tiempos corren para el segundo fabricante mundial. Ford ha anunciado que tendrá pérdidas en el cuarto trimestre del año, pero lo peor es que serán muy superiores a las previstas. De cumplirse este vaticinio, sería la primera vez desde 1992 que la compañía ofrece números rojos tres trimestres consecutivos.

El fabricante automovilístico Ford ha anunciado que sus pérdidas financieras en el cuarto trimestre serán aún peores de lo que pensaban. Los expertos del sector y los propios analistas de la compañía habían previsto unas pérdidas de 28 centavos por acción, ahora la propia Ford ha indicado que esa cifra se elevará hasta los 50 centavos por acción.

La marca del óvalo ha justificado estas pérdidas alegando el "deterioro" de la economía en los Estados Unidos, la pérdida de reservas en su sector de créditos y los altísimos costes de los programas de promoción de ventas (los famosos préstamos a interés cero).

Esto no hace más que aumentar el temor al programa de reestructuración que hará público la marca en el mes de enero. Unas pérdidas acumuladas de 1.400 millones de dólares (260.376 millones de pesetas) en el segundo y tercer trimestre, y el hecho de que éstas se hayan dado de forma consecutiva durante 9 meses seguidos van a precipitar un importante plan de recortes que podría incluir el cierre de fábricas en Estados Unidos.

Ford no contribuyó al esclavismo nazi
Por otro lado, Ford ha concluido un estudio sobre su filial en Alemania, Ford Wenke AG, durante la II Guerra Mundial. Ford concluye que no se benefició de su filial alemana durante el régimen nacionalsocialista. Según se desprende del estudio, Ford Wenke AG utilizó 2.000 trabajadores forzados, en su mayoría judíos y prisioneros de campos de concentración, pero Ford Motor señala que había perdido el control de esta filial cuando se comenzó a usar este tipo de "empleado".

Ford ha anunciado además que va a donar cuatro millones de dólares (unos 744 millones de pesetas) para estudios sobre los derechos humanos, especialmente relacionados con la mano de obra esclava en la Alemania nazi.

Esta investigación sale al paso de diversos libros y estudios que señalan que la marca del óvalo y el régimen de Hitler estaban prácticamente asociados. A este pensamiento contribuyen hechos como que Henry Ford fuera condecorado por Hitler con el águila alemana (en la foto de la izquierda), el máximo honor que podía otorgar el régimen nazi a un civil extranjero, o las sospechas sobre el antisemitismo del fundador de la compañía norteamericana.