El precio del crudo sigue subiendo y subiendo

Las tensiones internacionales influyen de manera decisiva en el precio del petróleo. En esta ocasión los problemas entre la ONU, Estados Unidos e Irak pueden provocar sucesivos aumentos del precio del barril.

Naciones Unidas quiere que los inspectores de armamento de la organización visiten de nuevo Irak. Sin embargo, el ministro de Información de este país, Mohammed Saeed al-Sahaf, ha declarado que estos trabajadores ya terminaron sus labores en aquel país hace unos años. Estas palabras han sido interpretadas por la sociedad internacional como un rechazo al regreso de los inspectores y han provocado nerviosismo, una vez, en el mercado petrolero.

Las tensiones entre ambas partes han hecho que se incremente el precio del barril en Nueva York, que ha alcanzado un precio de 27,90 dólares (unos 28,2 euros, 4.692 pesetas). El mercado sigue pendiente por el momento de la contestación oficial de Irak a la ONU, mientras que Estados Unidos ya prepara una ofensiva bélica contra el país, que es el quinto exportador de crudo estadounidense.

Si Irak es atacado de nuevo, supondría un nuevo recorte de sus exportaciones dentro del programa humanitario "Petróleo por alimentos", que está vigente en el país árabe desde hace casi cinco años. No obstante, durante la semana pasada las mencionadas exportaciones se redujeron a la mitad y se situaron en los 4,4 millones de barriles diarios.

Irak ha exportado 3.100 millones de barriles desde que comenzó el programa en 1999. El valor de estas exportaciones asciende a unos 19.300 millones de euros (3.211.250 millones de pesetas), lo que supone que este país ha recibido el mismo valor, pero transformado en artículos de primera necesidad: alimentos y medicamentos.