El mercado se tranquiliza, la Opep aumentará su producción

Con la llegada del invierno al hemisferio norte a nadie le debe sorprender un aumento en las cuotas de producción de la Opep. Precisamente esto es lo que ha previsto la organización. La decisión definitiva sobre la cuantía del aumento la conoceremos el próximo 19 de septiembre tras la reunión en la ciudad nipona de Osaka.

El precio del barril de crudo en Nueva York ha bajado en los últimos días debido a los comentarios de algún funcionario de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) acerca de un posible aumento de las cuotas de producción de esta organización.

Además del aumento de la producción, la Opep ha garantizado el suministro de petróleo en caso de que Estados Unidos opte por atacar Irak. De hecho, el ministro de Energía de Argelia, uno de los países que junto a Venezuela, Nigeria, Libia, Arabia Saudí, Irak, Kuwait, Qtar, Irán e Indonesia forma la Opep, aseguró que esta institución "actuará para mantener un barril estable en la gama de los 22 a los 28 dólares".

Sin embargo, el aumento en la producción podría resultar insuficiente, según la Agencia Internacional de la Energía (AIE). La mencionada agencia argumenta esta afirmación con el hecho de que llega el invierno en el hemisferio norte y con él, un mayor consumo de crudo. El director ejecutivo de la entidad, Robert Pride, asegura que "la demanda se incrementará en dos millones de barriles" en los tres últimos meses de este año, pero también es consciente de que la Opep puede asumir este aumento sin problemas. Es más, según Pride, podría incluso soportar un incremento de hasta 5,54 millones de barriles diarios.

Los movimientos en este mercado y las diversas especulaciones acerca de aumentos o disminuciones y cuantías de las mismas han hecho que los contratos para entrega en octubre del Petróleo Intermedio de Texas hayan sufrido un descenso de 0,49 dólares, situándose en 28,34 dólares por barril (34 euros, algo más de 5.500 pesetas). En cuanto a los barriles de crudo Brent registraron una caída en el precio de 0,32 dólares por barril y se colocaron en los 26,86 dólares (32,2 euros, unas 3.800 pesetas). El barril de Petróleo Intermedio de Texas y el de Brent son utilizados como medidas de referencias en Estados Unidos y Europa, respectivamente.

La próxima reunión de la Opep se celebrará en Osaka (Japón), el próximo 19 de septiembre. En ese momento se decidirán definitivamente y con números encima de la mesa todos los posibles aumentos en la producción de crudo de los nueve países que forman esta organización. Hasta ese momento y salvo que se desencadene un conflicto bélico, la producción se mantendrá como hasta ahora.