Comisario UE ve posible cerrar acuerdo comercial con Mercosur a finales 2011

El comisario europeo de Comercio, Karel De Gucht, admitió hoy en el Parlamento Europeo que es posible concluir el acuerdo de asociación que negocia la Unión Europea (UE) con el Mercosur, que incluye un tratado de libre comercio, a finales de este año.

De Gucht debatió hoy con la Delegación de la Eurocámara para las relaciones con los países del Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay) el estado de las negociaciones para el acuerdo, que fueron retomadas en mayo del año pasado tras haber permanecido varios años estancadas.

'Espero que puedan concluir las negociaciones para el acuerdo de asociación a finales de este año, pero eso depende de ambas partes', respondió el comisario a la pregunta del eurodiputado español del Partido Popular José Ignacio Salafranca.

Por el momento, ninguno de los dos bloques han intercambiado ofertas sobre el acceso de sus productos a sus respectivos mercados, aunque De Gucht confía en que esto suceda en los próximos dos meses.

Los mayores obstáculos a los que se enfrenta el acuerdo son las preocupaciones de los productores de carne europeos, el proteccionismo del Argentina sobre su sector automovilístico o la inclusión de cláusulas sociales y medioambientales, según se expuso en el debate de hoy y recogió el Parlamento Europeo en un comunicado.

'Las medidas proteccionistas argentinas están causando problemas', reconoció el comisario europeo, quien añadió que 'están poniendo un poco nerviosos a nuestros exportadores', especialmente en el sector del automóvil.

Manifestó que esa circunstancia 'está estropeando el clima (de las negociaciones). Si los argentinos no cambian de actitud podríamos ir a la Organización Mundial del Comercio (OMC)', agregó.

Por lo que respecta a la agricultura, eurodiputados de diferentes signos destacaron las 'considerables preocupaciones' de los productores de carne de bovino, especialmente, y cuestionaron si las compensaciones podrían ser una opción.

En ese sentido, De Gucht señaló que pueden gestionarse compensaciones: 'Las tenemos para los productos industriales, no distorsionan el mercado', concluyó.

Preguntado por varios parlamentarios sobre la inclusión en el acuerdo de cláusulas sociales y medioambientales, el comisario aclaró que el texto incluirá un capítulo sobre sostenibilidad.

De Gucht se mostró convencido de que el acuerdo de asociación puede generar 'beneficios sustanciales' para ambas regiones, tanto a nivel económico como político.

Recordó que, por el momento, las discusiones en la negociación se han centrado en la parte normativa del tratado, que abarca las reglas de origen, las compras públicas, las inversiones y los servicios o la resolución de disputas.

El comisario enfatizó que las inversiones europeas en los estados del Mercosur son mayores que las que realiza en países como Brasil, Rusia, la India o China, y alertó de que actualmente la UE está perdiendo cuotas de mercado en Latinoamércia en favor de Asia, 'nuestro principal competidor', dijo.