Automovilistas Europeos: reducir a 90 km/h es una opción poco meditada

Mario Arnaldo, presidente de Automovilistas Europeos Asociados (AEA), considera que la pretensión anunciada hoy por el director general de Tráfico, Pere Navarro, de limitar la velocidad a 90 km/h en toda la red secundaria de carreteras 'es poco meditada' y 'otro ingenio'.

En declaraciones a Efe, Arnaldo rebatió los argumentos de Pere Navarro al asegurar que la mayor parte de los accidentes en la red secundaria lo es por salidas de la vía y colisiones frontales, no por la velocidad.

La velocidad media en este tipo de carreteras de doble sentido ha ido descendiendo, dijo Arnaldo, que citó el último dato facilitado por el Ministerio de Fomento, que fijó 80,2 km/h la media en 2008, cuando en 1999 era de 90,4 km/h.

Tampoco es verdad, según el presidente de AEA, que el de 90 km/h sea el límite genérico en la Unión Europea, ya que el tope está fijado Bélgica, Bulgaria, Luxemburgo, Letonia, Lituania y Eslovaquia.

En límite de 80 está establecido en Chipre, Dinamarca y Malta, el 70 en Suecia y en los 16 países restantes entre 100 y 110 km/h, porque es variable y en función del estado y anchura de la carretera y de los arcenes, agregó Arnaldo.

Los límites de velocidad han de ser creíbles y establecer uno genérico sin atender a las condiciones de la vía es una invitación para no respetarlos.

Navarro trata de desviar la atención sobre el verdadero problema de la red secundaria, que es su mal estado, su pésima conservación en marcas viales, firmes y sistemas de contención, dijo Mario Arnaldo para concluir que el discurso del director general de Tráfico es incoherente.

Pregunta a los propietarios por su coche y recibe las respuestas en tu email.

Acepto la política de privacidad para poder obtener las respuestas.

Quiero recibir la mejor oferta.