Aseguradoras catalanas no pagan los siniestros a muchos talleres de gama alta

Tradicionalmente, cuando un conductor lleva su coche al taller para reparar los daños de un siniestro, si está asegurado no tiene que preocuparse por nada: su compañía aseguradora se encarga de todos los pagos. Lo normal es que esa factura se satisfaga antes de un mes. Sin embargo, en Cataluña, este pacto se ha resquebrajado. Algunas aseguradoras ya no pagan directamente a los talleres, sino a los asegurados, con lo que estos se ven obligados a adelantar el pago a los reparadores. La situación empieza a levantar ampollas.

Aseguradoras catalanas no pagan los siniestros a muchos talleres de gama alta
Aseguradoras catalanas no pagan los siniestros a muchos talleres de gama alta

Cataluña, curiosamente, es el único lugar de España donde existía un convenio firmado entre la patronal catalana del seguro, Uceac, y la de los vendedores de coches, Fecavem, para hacer efectivo el pago de los siniestros antes de un mes. En el resto de España sólo rige un protocolo de intenciones.

Ese convenio catalán es el que se ha resentido ahora por la negativa de algunas aseguradoras a seguir pagando directamente las reparaciones a los talleres.
En principio, este conflicto data de los primeros meses del año, cuando concesionarios catalanes de BMW, Audi, Volkswagen y Mercedes se quejaron a las aseguradoras porque éstas les exigían descuentos en las reparaciones. Además, siempre según los concesionarios, las compañías de seguros querían que los arreglos se llevasen a talleres no oficiales concertados, de forma que las facturas fuesen más baratas. Por estas razones, los concesionarios catalanes de estas macas se han salido unilateralmente del convenio.

Como queda claro, el conflicto se construye sobre un grave desacuerdo en los precios de las reparaciones y ha provocado que estas aseguradoras dejen de pagar las facturas que les presentan los talleres "rebeldes". En su defecto, han empezado a satisfacer las indemnizaciones directamente a los asegurados, que son los encargados de adelantar ese dinero a los talleres.
Esta actitud no ha gustado nada a los conductores, pues consideran que ya pagan las primas de su seguro y no tienen por qué adelantar el coste de ninguna factura.

Desde la patronal Uceac se insiste en que el conflicto es muy minoritario y sólo involucra a unas pocas "aseguradoras potentes" y a unos cuantos talleres, todos de marcas como las antes citadas, de gama alta, que son los que se han apartado del antiguo convenio y ya no reciben los pagos directamente de las compañías. Por tanto, los clientes son mayoritariamente propietarios de coches de ese estrato del mercado.

Los directivos del seguro señalan también que estas empresas afectadas no dejarán en ningún momento de cumplir con las indemnizaciones, sino que continuarán pagando los gastos de reparación, pero lo harán directamente a los clientes.

Pregunta a los propietarios por su coche y recibe las respuestas en tu email.

Acepto la política de privacidad para poder obtener las respuestas.

Quiero recibir la mejor oferta.