Sonríe: sufrirás menos accidentes

Las emociones pueden dominarte al volante. Aprende a controlarlas y serás mejor conductor. Según Attitudes, las personas alegres y optimistas sufren menos accidentes de tráfico que las tristes y pesimistas. Te contamos las conclusiones de un pionero y sorprendente estudio.
-
Sonríe: sufrirás menos accidentes
Sonríe: sufrirás menos accidentes

Conductores “picados”, automovilistas que buscan situaciones de riesgo porque se aburren, personas que van con la “cabeza en otro sitio”... Las emociones que sentimos marcan toda nuestra vida, pero mucho más nuestra conducta al volante.

En el coche, ante estados de ansiedad, enfado, estrés o tristeza, respondemos directamente. Según nos explican los expertos de Attitudes, el anonimato al volante es una buena arma. Por eso, hay que intentar que las “emociones no nos conduzcan”.

En los estudios realizados, han comprobado que los conductores alegres y optimistas sufren menos accidentes de tráfico (43 y 42,8 por ciento, respectivamente) que los tristes y pesimistas (72 y 61,1 por ciento, respectivamente).

Además, los conductores que se consideran personas alegres señalan en mayor medida que conducir les pone de buen humor, les relaja, les agrada, les divierte y les hace sentir orgullosos. Por el contrario, los conductores que se consideran tristes son los que mayoritariamente afirman que la conducción les desagrada y les provoca tensión.

Las mujeres son las que mejor controlan sus emociones al volante; en especial, las que tienen más de 46 años y llevan más de 21 años al volante, realizan una conducción lenta y segura y no les gusta ni relaja especialmente ir en coche.

Los conductores que tienen entre 26-35 años son los que más reconocen que conducir les produce estrés y fatiga, mientras que los conductores de 56-65 años destacan lo contrario.

Los automovilistas de Aragón, Castilla-León, Castilla la Mancha, Navarra y Cantabria son a quienes más les gusta conducir, mientras que los de Asturias y Andalucía son a los que más les disgusta.

El doctor Francisco Alonso, de la Universidad de Valencia, se pregunta cómo hasta ahora no se había trabajado en este tema: “A excepción de los publicistas, todos habíamos dejado las emociones aparcadas”. Por eso, según apunta, sería muy positivo que en los cursos de reciclaje para recuperar puntos se trabajara la inteligencia emocional de los conductores infractores.

El 90 por ciento de los conductores señala que conducir le pone de buen humor. Sin embargo, hay un 10,2 por ciento que asegura que le genera mal humor. Hay un 27,5 por ciento al que le produce tensión. Estas personas son potencialmente muy peligrosas: según Attitudes, bajo el aburrimiento, se presta menos atención y, bajo la irritación y la indignación, nos olvidamos del respeto a los demás conductores y asumimos más riesgos.

¿Sabías que muchas empresas francesas ayudan a que sus trabajadores no se lleven el estrés del trabajo al coche?

Sin embargo, no todas las emociones negativas son malas al volante. Si sentimos miedo, tendemos a realizar conductas más seguras: prestamos más atención (un 67,2 por ciento de los encuestados así lo reconoce), nos arriesgamos menos (un 58,5), cometemos menos errores e infracciones (34,9), respetamos más la distancia de seguridad (41,3), realizamos menos adelantamientos (49,2) y aumentamos las conductas de respeto (25,3).

Tienen el carné de conducir, pero se sienten incapaces de coger un coche. Sufren “amaxofobia”, un miedo que afecta a una gran parte de la sociedad y al que no se presta la suficiente atención.
Reportaje:
Amaxofobia: qué es y cómo se trata

Estos datos se han extraído de una macroencuesta telefónica realizada por Attitudes, un instituto muy especial creado por Audi para expresar su compromiso con la educación vial y el medio ambiente. En Autopista.es, ya hemos seguido alguna de sus actividades.

Pistoletazo de salida a las vacaciones escolares y llega la gran pregunta: ¿Qué hacemos con los niños? ¿Les gustan los coches? Aprovecha las actividades que te proponemos. Además, es una buena época para que aprendan la que puede ser la lección más importante de sus vidas: educación vial.
Niños, vacaciones y ciudad.
Audi vuelve a ponerse en carretera con un particular colegio: la Escuela Infantil de Educación Vial Attitudes. Los niños serán los conductores del mañana, pero, hasta entonces, también representan uno de los colectivos más vulnerables ante el tráfico. Ya es hora de enseñarles que no basta con aprenderse las señales.
La Educación Vial más divertida.
Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...