Por qué es peligroso cargar el móvil en el coche y usarlo mientras conduces

El móvil, en el coche, lo mejor es tenerlo lejos del alcance de la mano. Te contamos por qué es peligroso usarlo y cargarlo mientras conduces.
Por qué es peligroso cargar el móvil en el coche y usarlo mientras conduces
Por qué es peligroso cargar el móvil en el coche y usarlo mientras conduces

Sales del trabajo, una pasada rápida por casa, subimos al coche… ¡Y a la playa! Y a la playa sin batería en el móvil porque durante todo el día hemos estado utilizándolo y su autonomía se ha visto seriamente mermada. “No pasa nada” – pensarás – “lo enchufo al sistema multimedia y listo”. Error.

Te contamos los mejores trucos para cargar tu móvil en el coche y evitar peligros mientras conducimos.

Publicidad

Cómo cargar el móvil en el coche

Cada vez tenemos mejores móviles y, cada vez, baterías que nos duran menos tiempo. Esto no debería ser un problema en el coche, salvo que sus servicios ya están plenamente integrados con nuestros servicios multimedias (Apple Car Play, Android Auto o Bluetooth, en el peor de los casos) con aplicaciones como Ivoox, Spotify o Google Maps.

Y mucho más importante en otros casos, como la posibilidad de tener el móvil plenamente cargado si tenemos una avería o un accidente y nos tenemos que poner en contacto con los servicios de emergencia. Por ello, si viajas, lleva el móvil con la mayor cantidad de batería posible.

Sin embargo, esto también está reñido con las tomas de nuestro coche. Muchos pensarán que pueden cargar su teléfono móvil en los USB que nos ofrece el propio vehículo pero no tardarán en darse cuenta que este sistema apenas rellena la batería de nuestro teléfono, que si lo hace es a una velocidad muy lenta y que si lo estamos utilizando puede que sólo frene un descenso más rápido y acusado de su batería.

Esto sucede porque la salida de potencia de las tomas USB es mucho más baja que la de un cargador tradicional, por lo que no podrá entregar toda la electricidad que necesitan nuestras baterías para ser cargadas. Lo mejor, compra un adaptador para el mechero del coche. La toma de 12 voltios entregará toda la electricidad que necesitas y el aparato conectado al teléfono gestionará la energía para entregarla de la mejor manera posible. Incluso los hay con carga rápida. De esta manera siempre tendremos nuestro móvil siempre a punto.

Por qué es peligroso cargar el móvil en el coche y usarlo mientras conduces

La una pantalla que reduzca los reflejos nos evitará muchos problemas

Evita reflejos y sobrecalentamientos

La inmensa mayoría de los conductores reconoce haber utilizado alguna vez el teléfono móvil mientras conduce. Sabemos que esta acción está duramente castigada, pero no es raro ver conductores que manipulan este aparato para llamar a alguien o seguir las indicaciones del GPS.

Intenta en todo lo posible comunicarte con un teléfono móvil utilizando los sistemas de voz. Con ellos podrás mayores distracciones y no te podrán multar. Si pese a ello necesitas mirar la pantalla, como cuando lo utilizas como GPS, compra una pantalla antirreflejos, te ayudará a leer mejor los gráficos que se muestran en ella y también reducirá las distracciones al volante.

Publicidad

En el caso de que los comandos por voz no sean el fuerte de tu teléfono y necesites tener la pantalla activa, comprueba que la aplicación que necesites manejar tenga modo coche. Algunas como Ivoox o Spotify tienen una vista específica para simplificar las tareas al volante. Además, la aplicación Automate transforma la interfaz de tu teléfono móvil en una réplica casi exacta de Android Auto, por lo que su uso será lo más parecido a tener este sistema en el entorno multimedia de tu automóvil.

Además, los teléfonos se sobrecalientan con su uso o durante su carga. Por ello, no es bueno instalarlos en el parabrisas del coche, ya que las temperaturas que se alcanzan tras el cristal son aún mayores y aumentará la temperatura del dispositivo, reduciendo su capacidad de funcionamiento y su vida útil.

Lo mejor es que instales el teléfono móvil en una salida de aire, a ser posible en las centrales. De esta manera, las distracciones a la hora de mirarlo serán menores pero es que, además, el sistema de refrigeración del vehículo reducirá la temperatura del aparato. En invierno puedes solucionarlo cerrando dicha toma para que no le llegue el aire caliente de la calefacción.

Y no te olvides nunca un móvil junto al salpicadero y al parabrisas en verano. Las temperaturas que se alcanzan en el habitáculo de un coche cuando éste lleva horas aparcado, y especialmente junto al cristal, puede achicharrar el dispositivo.

Publicidad
Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Por espacio y tecnología, el MINI Countryman se establece como una de las opciones má...

No es una afirmación gratuita, sino el resultado de un estudio del INSIA, uno de los ...

Por la ciudad, a la montaña, de viaje, solo, en pareja o en familia... pero siempre d...

Con las proporciones más deportivas y el dinamismo de conducción de un turismo, pero ...

Los ganadores de un juego de neumáticos todo tiempo Bridgestone Weather Control A005 ...

No llueve sobre mojado. La sociedad evoluciona imparable y, con ella, las ciudades y ...