Daewoo Nubira 1.8 y 1.6

Desde que se General Motors compró Daewoo, dos han sido los productos lanzados al mercado por la marca: el Kalos y el Evanda. Pues bien, llega estos días el nuevo Nubira, una berlina totalmente nueva que, según los responsables de la marca, sólo conserva el nombre y la experiencia vertida en el desarrollo de las anteriores generaciones. En el mercado español, están disponibles ya dos motores –1.6 y 1.8-, dos cajas de cambio –manual y automática- y tres acabados. Todo a partir de 12.900 euros.
-
Daewoo Nubira 1.8 y 1.6
Daewoo Nubira 1.8 y 1.6

Una vez que nos ponemos a los mandos de este Nubira comprobamos que se trata de un motor –el de 122 CV y 1,8 litros de cilindrada- que ofrece buen comportamiento desde bajas vueltas, pero que ofrece su mayor empuje por encima de los 3.500 giros. De hecho, los datos oficiales aseguran que el par máximo –16,5 mkg- los ofrece a 4.000 rpm. Este propulsor ha sido transformado por los ingenieros de Daewoo con el fin de conseguir reducciones en el consumo –hasta un 13 por ciento respecto a las generaciones previas- y menores vibraciones. Ahora, la media ponderada de consumo se sitúa, según los cálculos realizados por la marca de origen coreano, en 7,5 litros a los 100 km, bastante más –unos 9,1 litros- acoplando la caja de cambios automática de cinco velocidades. Pero continuemos a bordo del Nubira.

El cambio manual nos ha parecido más interesante que el automático, ya que permite el máximo control y aprovechamiento de la mecánica en todo momento. Si el uso va a ser mayoritamente urbano, el automático es la mejor opción, aunque tendremos que plantearnos, eso sí, si no nos importa pagar el consumo mayor de combustible. Con el cambio automático el consumo urbano está en los 12,5 litros a los 100 km frente a los 9,8 litros en el mismo ciclo de transmisión manual.

Las prestaciones hablan por sí solas, si comparamos un cambio con el otro. Con cambio manual la velocidad máxima es de 194 km/h y con el automático de 184 km/. En el apartado de aceleraciones, se coloca en 9,5 segundos (manual) frente 10,7 (automático).

Uno de los puntos en los que han hecho hincapié los ingenieros encargados del desarrollo del Nubira ha sido la sonoridad y el consumo. Su objetivo era reducir ambos ítems y, a juzgar por los datos que presenta la marca, así ha sido.

En la mecánica más pequeña se ha conseguido una reducción del consumo del 13 por ciento frente a su antecesora, mientras que este porcentaje se sitúa en un 7 en el caso del propulsor 1.8.

El comportamiento dinámico es bastante bueno, el Nubira se agarra bien en curvas y carrocería no se balancea en los cambios frecuentes de peso cuando realizamos un un recorrido con curvas enlazadas. El único punto en contra que encontramos en el apartado dinámico es la falta de contundencia de los frenos. La frenada se hace muy larga, ya que la sensibilidad del sistema antibloqueo es muy delicada. Es decir, a poco que pisemos el pedal del freno, el ABS entra en acción, pero nos da la impresión de que alarga innecesariamente la operación. Todos los Nubira equipan discos de frenos en las cuatro ruedas –ventilados delante y macizos detrás-.

Combinando los diferentes acabados, motores y cajas de cambio encontramos en nuestro mercado cuatro posibles presentaciones del Nubira. Con los dos acabados más básicos (SE y SX) se combina el motor de 1,6 litros y con el más alto, CDX, el de 1,8 litros. De esta forma, las versiones resultantes son las siguientes, junto a sus precios.

  • Daewoo Nubira 1.6 SE – 12.900 euros.
  • Daewoo Nubira 1.6 SX – 14.700 euros.
  • Daewoo Nubira 1.8 CDX manual – 16.650 euros.
  • Daewoo Nubira 1.8 CDX automático – 17.650 euros.

Los equipamientos opcionales, como suele ocurrir con los vehículos procedentes de fuera de Europa, son más bien reducidos, ya que que importar coches a medida desde largas distancias encarecería bastante el producto. Por este motivo, las opciones se reducen a la pintura metalizada (277 euros en SE y SX y 288 en CDX); al aire acondicionado (1.050 euros) –sólo opción en el acabado SE, porque en el resto viene climatizador de serie- y a la caja de cambios automática –como opción sólo disponible en el 1.8 CDX, por 1.000 euros adicionales-.

Por el contrario, los elementos de serie –y esta es una de las importantes bazas del Nubira junto a su precio- son numerosos en toda la gama: ABS con distribución electrónica de fuerza de la frenada (EBD), airbags de conductor y pasajero, airbags laterales, faros antiniebla, dirección asistida, cierre centralizado con mando a distancia, elevalunas delanteros, elevalunas traseros –sólo en SX y CDX-, retrovisores eléctricos y alarma antirrobo.

Con estos argumentos en la mano, podemos decir que el Nubira es un vehículo que hay que tener en cuenta cuando nos dispongamos a adquirir uno, y siempre y cuando necesitemos que sea elegante, bien equipado –en cuanto a seguridad y lujo se refiere-, con un aceptable comportamiento dinámico y que tenga un amplio interior –en las plazas traseras sobre todo-.

Galería relacionada

Daewoo Nubira

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...